Reporte Indigo

MAURICIOFERNáNDEZ

El ‘Microsoft’ de San Pedro


La empresa Thousand International Companies (TICSA), de tecnología de punta, como la llamaron en el Cabildo de San Pedro, está localizada en Guadalupe y su contrato es por 448 millones de pesos a 10 años.


El domicilio fiscal de esta compañía es el número 207 de la calle San Francisco, del fraccionamiento San Diego, en Guadalupe, según el padrón de proveedores del municipio. Reporte Indigo constató que se trata de una casa de color verde habitada por una familia, que no ostenta el nombre de la empresa, ni los servicios que ofrece.

Podrías imaginar que la empresa de tecnología de punta que se encarga de uno de los proyectos más ambiciosos del alcalde de San Pedro es una nave aerodinámica, o un edificio inteligente.

Pero no es así, es una vivienda familiar.

El proyecto de seguridad San Pedro Net, anunciado por el edil al inicio de su gestión, consiste en la instalación y mantenimiento de mil 120 cámaras de video-vigilancia.

También, el suministro de 110 kilómetros de fibra óptica y la adquisición de hardware y software especializado.

Pero sin concurso de por medio, la gerencia del proyecto fue adjudicada directamente el 11 de octubre de 2011 a la sociedad anónima Thousand International Companies (TICSA).

El domicilio fiscal de esta compañía es el número 207 de la calle San Francisco, del fraccionamiento San Diego, en Guadalupe, según el padrón de proveedores del municipio.

Reporte Indigo constató que se trata de una casa de color verde habitada por una familia, que no ostenta el nombre de la empresa, ni los servicios que ofrece.

TICSA fue constituida el 14 de abril de 2008 ante la fe del notario público número 97, José Luis Treviño Manrique, con un capital de 50 mil pesos aportado por Fernando López Arrón y Aarón Enrique López Canizales, según el acta constitutiva.

La sociedad tiene la autonomía de buscar financiamiento y subcontratar a otras empresas de bienes y servicios, debido a que no tiene la capacidad técnica ni de especialización para llevar por su cuenta el proyecto de San Pedro Net.

Bajo un esquema de Asociación Público-Privada (APP), TICSA recibiría por “arrendamiento adquisitivo” un estimado de 448 millones 482 mil pesos durante 10 años, periodo en el que se ejecutaría el proyecto en diversas etapas.

Y no es la primera vez que TICSA recibe dinero de las arcas municipales.

Es uno de los proveedores favoritos de la actual administración: desde 2010 hasta marzo pasado había prestado servicios por más de 12 millones y medio de pesos.

Propuesta indecorosa

Fernández presentó el 27 de septiembre de 2011 al Cabildo sampetrino la propuesta de adjudicar directamente a TICSA el contrato del proyecto.

La empresa fue presentada en aquella ocasión como de “tecnología de punta” ante los síndicos y regidores.

El alcalde insistió en que San Pedro Net, no pasara por concurso o licitación pública porque a dos años de su gestión ya era un asunto de alta prioridad para la administración, según consta en las actas del Cabildo.

Y lo justificó con la fracción II del artículo 60 de la Ley estatal de APPs, en la que la autoridad puede adjudicar directamente contratos a empresas para proyectos con fines exclusivos para la seguridad del estado.

Esto ocasionó las críticas de Hernán García-Corral, el único regidor que votó en contra de la propuesta, y quien tres semanas antes había renunciado al comité de Análisis y Evaluación de Proyectos de APPs.

“No han sido transparentes ni confiables”, se lee en la carta de renuncia del regidor en poder de Reporte Índigo, fechada el 6 de septiembre de 2011.

En entrevista posterior, García-Corral dijo que la adjudicación viola todas las consideraciones de confidencialidad y seguridad del proyecto, porque TICSA subcontrata a empresas ajenas al municipio.

“Nos vendían la idea de que para mantener la información herméticamente cerrada y que no hubiera fugas de información por las cuestiones de seguridad y demás, entonces era indispensable que ni siquiera se abriera a licitación el proyecto”, dice.

“¿Pero cómo es posible si las mismas cárceles de alta seguridad se licitan?”, cuestiona, “pero como (TICSA) son gerentes del proyecto entonces tienen que subcontratar a infinidad de empresas”.

Así, en la sesión de Cabildo del 11 de octubre de 2011, con 13 votos a favor y uno en contra por parte de García-Corral, se aprobó por mayoría la propuesta de Fernández.

Según al acuerdo de los miembros del Cabildo, los concursos y licitaciones que celebra TICSA serían revisados por los miembros del comité de Adquisiciones, mientras que las adjudicaciones directas requeriría de la aprobación del órgano colegiado.

Hasta la fecha, TICSA ha recibido 3 millones 333 mil pesos por gerenciar la fase 1 del proyecto, de acuerdo con la relación de pagos de la administración municipal.

Junto con San Pedro Net, hay otros proyectos del alcalde que han quedado en el tintero, como la construcción de dos cuarteles de Seguridad localizados en el oriente y poniente de la ciudad.

Exit mobile version