Actualmente Pérez está desplazado de la administración de esta compañía, pero continúa vigente como accionista ante los registros de propiedad
"Llegó con sus ‘guarros’ y un actuario, reventaron las puertas y se hicieron del control de la gasolinera”
Rodolfo FrancoPeriodista

El hijo del exgobernador de Aguascalientes y el de su extesorero, ambos acusados por las autoridades estatales por mal uso de recursos públicos, están vinculados en una compañía que maneja gasolineras en Aguascalientes.

Luis Armando Reynoso López es socio mayoritario en la empresa que ha gestionado, en los últimos dos años, la instalación de cuatro gasolineras en Aguascalientes.

El comisario en esta misma compañía es Raúl Cuadra Aréchiga, hijo del extesorero Raúl Cuadra García, quien es buscado actualmente por la Interpol.

Dos de estos inmuebles están en construcción. Uno de ellos se convirtió en el centro comercial La Plazita.

La última ya es operada con el logo de la compañía Gas One, filial del Grupo Emporium, propiedad del exgobernador de Aguascalientes, según una investigación realizada por La Verdad del Centro.

El director de este medio local, Rodolfo Franco, quien ha dado seguimiento desde hace varios años a los negocios de la familia Reynoso, dijo en entrevista con Reporte Indigo que la gasolinera puede haber tenido una inversión de 30 millones de pesos.

La investigación titulada “De princeso a gasolinero”, que publicará la próxima semana la revista Tribuna Libre, contiene información de una red de empresas abiertas por conocidos del hijo del exgobernador, quienes gestionaron los permisos para uso comercial de los cuatro predios.

Desde octubre de 2009 se constituyó la empresa Servicios y Comercializadora Nacional, que solicitó los permisos para que estos terrenos se convirtieran en gasolineras.

Fue hasta septiembre del año pasado cuando los registros públicos locales vincularon directamente al hijo del exgobernador con los terrenos, relata Franco.

Una red complicada

Servicios y Comercializadora Nacional fue constituida el 12 de octubre de 2009. El 6 de enero de 2010 se registró ante el gobierno estatal de Aguascalientes.

Los tres socios de esta compañía son: Investment Support, con el 50 por ciento; Sailor Meta Group, con el 25 por ciento, y Alejandro Macías de la Serna, con otro 25 por ciento.

La gasolinera, que ya está operando, fue localizada por la revista con el permiso 11324. Se ubica en Boulevard a Zacatecas sin número, en la esquina con Héroe de Nacozari.

Uno de los dueños oficiales, Macías de la Serna, vendió sus acciones a otra compañía, registrada en octubre de 2010: Plaza Corporativo.

Los otros dos socios, Investment Support y Sailor Meta Group vendieron también sus acciones a otra empresa, Plazamex, en junio de 2011, cuando el exgobernador Reynoso Femat ya tenía medio año fuera del puesto.

Los socios de esta “compradora” son los mismos que fungen en registros públicos como dueños de Plaza Corporativo, es decir, Fernando Simón Pérez Macías y Sandra Cecilia de la Sosa Esparza, quien es su esposa según constató la revista.

En septiembre del año pasado Plazamex devolvió sus acciones a las dos empresas que le habían cedido, según registros públicos del municipio de Aguascalientes.

Una red de gasolineras construidas en el estado implican a Reynoso.

El negocio de las gasolineras es el nuevo juguete del ‘princeso’.

Luis Armando Reynoso López es relacionado con una red de empresas que gestionaron permisos para uso comercial en Aguascalientes.

Vínculos legales de los Reynoso y las empresas

Unos meses antes, en febrero del año pasado, por primera vez apareció en estas transacciones el hijo del exgobernador.

En esa fecha surgió otra compañía llamada Operadora Boulevard Zacatecas. 

Sus socios eran la empresa Plaza Corporativo y Luis Armando Reynoso López, de 27 años, hijo del exmandatario.

Su objeto social, indica la investigación comandada por Franco, fue la “comercialización de gasolinas y diesel suministradas por Pemex Refinación, así como la comercialización de aceites y lubricantes”.

Reynoso López apareció como socio mayoritario, con el 58 por ciento de las acciones. Los otros socios eran Plaza Corporativo y Silvia Alejandra Gómez Ramos.

Gómez Ramos es originaria de Aguascalientes, estudió administración de empresas en la Universidad Autónoma de ese estado y se graduó en 2008, de acuerdo con los registros de su cédula profesional, según comprobó Reporte Indigo.

Ese mismo año obtuvo una beca federal de 4 mil 500 pesos por parte de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social, a través del programa Bécate.

Franco asegura que la contratación de estudiantes recién egresados a través de becas era una práctica común de los Reynoso.

“Les pagaban a  los estudiantes porque estuvieran practicando, eran muchachos que utilizaban empresas amigas de los gobernadores para no pagarles sueldos”, dijo el periodista.

Bécate era un programa dedicado a apoyar a personas “desempleadas, subempleadas o trabajadores en suspensión temporal de relaciones laborales, con el objetivo de que se incorporen a cursos de capacitación para el trabajo”, refiere su sitio web oficial.

Estos apoyos podrían ser a través de las modalidades de capacitación mixta, capacitación en la práctica laboral, capacitación para el autoempleo y vales de capacitación. Se otorgaban de uno a tres meses.

De estas condiciones económicas Silvia Alejandra pasó a participar como accionista con el 21 por ciento de la compañía que administró las gasolineras.

El otro nombre relevante que vinculó al exgobernador con los negocios fue el apellido Cuadra.

Ante el registro público de Aguascalientes quedó asentado que el comisario de la compañía Operadora Boulevard Zacatecas era el hijo del extesorero de Reynoso Femat, Raúl Cuadra Aréchiga.

“(Los hijos) tenían amistad porque aparecían en diferentes fiestas. El chico es contador, trabaja en el despacho Gossler con el papá, tienen la representación en Aguascalientes”, detalló Franco.

Ahora el extesorero se encuentra prófugo en Estados Unidos y es buscado por la Interpol, dijo esta semana en conferencia de prensa el procurador de Aguascalientes, Felipe Muñoz.

Diferencias con su socio

El relato de los trabajadores que pudo constatar Tribuna Libre indica que en los últimos dos meses se presentaron diferencias entre los Reynoso y otro de los socios de la gasolinera, Simón Pérez.

“Llegó con sus ‘guarros’ y un actuario, reventaron las puertas y se hicieron el control de la gasolinera. A los ocho días llega el gobernador con su hijo y le interviene la gasolinera”, cuenta Franco.

Actualmente Pérez está desplazado de la administración de esta compañía, pero continúa vigente como accionista ante los registros de propiedad locales.

A través de la empresa que actualmente administra al menos una de las gasolineras se solicitaron permisos para cuatro establecimientos.

Estaban ubicados en Avenida de los Maestros 145-A, Fraccionamiento Barandales San José; Avenida Luis Donaldo Colosio 400, Fraccionamiento Granjas Campestre; Boulevard a Zacatecas sin número, Fraccionamiento Las Hadas y en Avenida Adolfo López Mateos oriente, colonia El Llanito.

 “En López Mateos ya demolieron y está el terreno nivelado. En la de Héroes de Narcozari pusieron una lona solicitando personal y dice Gas One”, amplía.

Perseguidos

La procuraduría de Aguascalientes anunció que ha pedido una nueva orden de aprehensión contra Reynoso Femat, ya que no pagó la fianza que le permitiría una libertad condicional y venció el lunes pasado.

Hasta ayer, al exgobernador ya le habían quitado el amparo y estaban esperando la orden de reaprehensión.

Se le acusa de peculado y ejercicio indebido del servicio público y actualmente existen en su contra ocho averiguaciones previas. Solamente en una se menciona a su hijo por el delito de lavado de dinero. Se indagan varias propiedades en el extranjero.

El procurador estatal, Felipe Muñoz, ha dicho sobre Reynoso Femat que “dondequiera que se vaya, lo podemos alcanzar”.

El sitio web del Grupo Emporium fue “congelado” y no permite el acceso.