11,000

millones de pesos fueron divididos en tres fondos por parte de los legisladores

La sospecha de los “moches” marcará la discusión del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) del 2015, que arranca hoy en la Cámara de los Diputados.

Derivado de la aprobación de la Ley de Ingresos, los recursos con los que contará el país para el próximo año serán 4 billones 694 mil millones de pesos. 

Un total de 18 mil 440 millones de pesos más de los que solicitó el Ejecutivo en su Proyecto de Presupuesto.

La negociación del PEF para el 2015 está destinada a convertirse en una de las más vigiladas de la historia del Congreso mexicano.

El destape el año pasado de los escándalos de corrupción por los llamados “moches”, hará que algunos sectores de la sociedad permanezcan alertas en el seguimiento del dinero público.

Durante la negociación del PEF del 2014, la Cámara Baja se vio envuelta en un escándalo por la disposición de un fondo de recursos para que cada diputado dispusiera del dinero en proyectos para sus distritos.

La existencia de una bolsa de “libre etiquetación” surgió hace algunos años en el Congreso de la Unión. 

Ahí, cada una de las fracciones parlamentarias tiene “derecho” a establecer cómo se reparten dichos recursos.

Ernesto Cordero, senador del PAN, declaró hace algunas semanas que el proceso de negociación del PEF se ha convertido en un “mercado de corrupción” de los recursos del erario.

Cordero, exsecretario de Hacienda en el sexenio de Felipe Calderón, explicó durante la presentación de un estudio, que quien lleva la batuta sobre lo que cada legislador puede etiquetar son los coordinadores parlamentarios; y los criterios de asignación no son precisamente la importancia de los proyectos.

“Se le da a cada diputado un techo del que puede disponer, y cada diputado puede gestionar 40 millones si se es amigo (del coordinador), o 10 millones si no se es amigo, de ese Presupuesto.

“Y entonces, a los señores diputados que tienen ese techo, se les acercan los alcaldes. Algunos empiezan a ser generosos, otros son más generosos que otros, y se genera ese mercado secundario de corrupción”, denunció Cordero.

Los fondos del PEF

Para el PEF del 2014, los legisladores decidieron el destino de casi 11 mil millones de pesos, que fueron colocados en tres fondos.

El primero fue un Fondo de Pavimentación, con una asignación de 5 mil millones de pesos; otro, de Cultura, que tuvo 2 mil 728 millones de pesos; y el de Infraestructura Deportiva, con 3 mil 211 millones de pesos.

La polémica ocurrió por las denuncias de diversos alcaldes, quienes afirmaron que los diputados pedían una compensación o diezmo a cambio de asignarles recursos para obras. 

Los “moches”, que le llaman, y que despiertan ya suspicacias por el manejo del dinero público.

Ricardo Monreal, coordinador de la bancada de Movimiento Ciudadano en la Cámara de Diputados, declaró que ya “se siente” en San Lázaro un ambiente propicio para los “moches”. 

Ya se acerca, dijo, la época del jaloneo por los recursos económicos.

“Hacemos un llamado a todos los grupos parlamentarios para que cese esta práctica ilegal, indebida, y que ya se empieza a sentir en los corredores de esta Cámara”, pidió Monreal.

La bancada del PRI defendió su facultad de gestionar apoyos para estados y municipios. Su vicecoordinador, Manuel Añorve, afirmó que ahora sí el PRI buscará evitar actos de corrupción.

“Vamos a blindar, hasta donde sea necesario y en los términos que sean necesarios, cualquier tema que ha sido cuestionado en su momento y que pudiera estar involucrado con algunas presunciones que no correspondan al gasto social”, aseguró Añorve.

Disminuye el presupuesto

Para el ejercicio del 2015, los recursos propuestos por el Ejecutivo para diferentes ramos que se reparten a estados y municipios disminuyeron en algunos rubros. Es ahí donde los diputados  tendrán oportunidad de buscar reasignaciones a las obras y programas que gestionen.

El perredista Silvano Aureoles, presidente de la Mesa Directiva, afirmó que urge llevar más recursos a los municipios, donde se generan los problemas que azotan al país.

“De cada peso que se recauda y que compone el Presupuesto de la Federación, a los municipios solamente les llegan 4 centavos. Si ahí es a dónde está, digamos la puerta, la ventana y el contacto directo con los problemas más sentidos de la población, y es a donde menos recursos les llevamos, estamos incumpliendo”, consideró Aureoles.

El PAN llamó a que, antes de aprobar el PEF 2015, se apruebe su iniciativa de crear un Sistema Nacional Anticorrupción que permitirá castigar con mayores penas a quienes hagan mal uso del dinero público.

Esta iniciativa será turnada a comisiones este 4 de noviembre; el PEF debe quedar aprobado, a más tardar, el 15 de noviembre próximo.