En Walmart, empezaron a hacer pruebas rápidas desde abril del 2021. El proveedor ‘Clínica Digital’ ofrece el servicio con costo y a través de citas vía telefónica o por internet. Debido al incremento de contagios y a la aparición de la variante ómicron, las solicitudes y filas para poder accesar a una prueba en estos módulos con costo también han aumentado.

En uno de los módulos en Av. Universidad, en la alcaldía Benito Juárez, la fila se extiende unos 15 metros al aire libre. La gente espera a que haya algún lugar entre las citas ya agendadas. “He esperado 3 horas y media y todavía me resta fácil una hora más para poder pasar”, comenta Julio César Soto, quien acompaña a su padre, sin cita, a confirmar que no tengan el virus después de haber tenido contacto con alguien contagiado. Ellos prefieren esperar ahí todo el día para tener un resultado más pronto (la próxima cita estaba disponible de 4 a 6 días después) y no tener que ir a otros laboratorios donde haya más aglomeración de gente y en lugares cerrados.

A diferencia de esta, en la sucursal de Walmart Buenavista, al medio día del martes 4 de enero, lucía sin gente y las personas que se acercaban a preguntar, no era permitido atención sin cita. “Cada semana estamos atendiendo de 60 a 70 pruebas diarias por día con una frecuencia de 10 minutos, en un horario de 9 a 17:40 hrs y alrededor del 90% de las pruebas han sido negativas” comenta Roberto López, operador de esta unidad.

Lee también: Estas son las plazas y centros comerciales donde aplicarán pruebas para detectar COVID

Una de las urgencias por conseguir una prueba es para reincorporarse al trabajo. Héctor García es uno de ellos, “las farmacias están saturadas, aquí hice un tiempo de 5 horas de espera. Ya se veía venir el aumento de casos, después de estas fechas, creo que debieron prevenir, siempre el regreso de vacaciones viene con el incremento de solicitudes de pruebas”.