El Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas ha puesto bajo su atención 17 desapariciones ocurridas en Jalisco, entre las cuales figuran las de los jóvenes estudiantes de cine de la Universidad de Medios Audiovisuales (CAAV), así como las de los ciudadanos italianos en Tecalitlán, ambas de 2018.

Sobre todos estos casos, el Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas le solicitó al Estado mexicano la implementación de “Acciones Urgentes” que tienen como objetivo la localización y protección inmediata de las víctimas, de acuerdo con un informe proporcionado por la Secretaría de Relaciones Exteriores (folio de transparencia 0000500167121).

No obstante, el documento de la dependencia señala que únicamente dos de esas desapariciones se consideran resueltas, mientras que las 15 restantes permanecen con un estatus jurídico de “Abierto”, debido a que el paradero de las víctimas continúa siendo desconocido para las autoridades mexicanas.

Los casos de desaparición que aún están considerados sin resolución para el Comité de Naciones Unidas son los siguientes: el de Quetzalcóatl Topiltzin López Lozano, ocurrido en el municipio de Zapopan, el 20 de septiembre de 2017, siendo el más antiguo de todos.

Del 2018 están los casos individuales de Miguel Ángel Medina de Niz, ocurrido en Autlán de la Grana (municipio de Autlán de Navarro), el 8 de febrero de 2018, y el de Miguel Ángel Gómez Dueñas, sucedido en el municipio de Guadalajara, el 3 de abril de 2018.

Además están los casos colectivos de los estudiantes de cine Jesús Daniel Díaz García y Marco Francisco García Ávalos, que desaparecieron el 19 de marzo de 2018 en Tonalá, y que, según el gobierno del finado Aristóteles Sandoval Díaz, habrían sido asesinados por un grupo criminal que los confundió como miembros de un cártel rival.

De acuerdo con los registros de la Secretaría, el Comité de Naciones Unidas no emitió “Acciones Urgentes” por Javier Salomón Aceves Gastélum, el tercer joven que también desapareció aquel día de 2018.

El 3 de enero de 2019, el Gobierno estatal informó que la Fiscalía General de la República había atraído el expediente de los estudiantes.

“El Gobierno de Jalisco, en coincidencia con la ONU sobre la necesidad de fortalecer la imparcialidad de la investigación, celebra la voluntad y disposición del Gobierno Federal de atraer el caso y reafirma el compromiso de colaboración en todo lo que sea necesario para el esclarecimiento de los hechos”.

Los italianos

El otro caso colectivo de 2018 es el de los ciudadanos italianos Raffaele Russo, Antonio Russo y Vicenzo Cimmino, registrado en el municipio de Tecatitlán, el 31 de enero de 2018, y cuyo paradero, en efecto, continúa sin determinarse.

El 10 de abril de 2021 la Fiscalía anunció que había obtenido finalmente una condena contra policías que participaron en esa desaparición.

“La Fiscalía de Jalisco logró que se dictara sentencia condenatoria de 50 años de prisión a los dos exelementos de la Policía de Tecalitlán al demostrar su responsabilidad en la desaparición de dos ciudadanos italianos registrada el 31 de enero del 2018”.

En realidad, el juicio había iniciado contra tres exelementos de la Policía de Tecalitlán, señalados de haber retenido a los italianos “para posteriormente entregárselos a un grupo de la delincuencia organizada que operaba en ese municipio”, dijo la Fiscalía el 3 de abril de 2021, sin embargo, uno escapó.

“Durante la audiencia del pasado martes, luego de haber presentado su declaración durante el juicio, Lidia Guadalupe “N”, quien también estaba señalada por estos hechos (desaparición forzada) decidió ya no presentarse luego de un receso”.

2019 y 2020

Del año 2019 continúa pendiente el caso conocido como de los hermanos Camarena: se trata de Oswaldo Javier Ávalos Camarena, Ernesto Padilla Camarena, José de Jesús Martínez Camarena y Mario Ávalos Camarena, desaparecidos el 19 de diciembre de 2019, los tres primeros en Ocotlán, y el último en Tonalá, según los registros.

El 12 de febrero de 2021, el Gobierno estatal informó que la “Fiscalía de Jalisco realiza labores de búsqueda en Ocotlán para la localización de los hermanos Camarena”

“Estas acciones del Ejecutivo de Jalisco atienden a la solicitud emitida al Estado mexicano el pasado 6 de enero por el Comité de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) contra la Desaparición Forzada, en la que mediante una Acción Urgente solicitó a las autoridades de los diversos órdenes de gobierno involucradas, acelerar la búsqueda de estas víctimas, lo cual tiene fundamento en las convenciones y tratados internacionales”.

En el año 2020 figuran las siguientes desapariciones que están bajo seguimiento del Comité de Naciones Unidas: la de Efrén Alba Martín del Campo, sucedida en Encarnación de Díaz, el 24 de marzo de 2020; y el caso colectivo de dos mujeres transgénero: Kenia Duarte Pérez y Karla García Duarte, quienes desaparecieron el 18 de septiembre de 2020, en Zapopan.

Casos de desapariciones resueltos

Las únicas dos desapariciones sobre las cuales el Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas solicitó la implementación de “Acciones Urgentes”, y que ya se consideran resueltas, son las de los indígenas Catarino Aguilar Márquez y Noé Aguilar Rojas, quienes habían desaparecido el 19 de abril de 2018, en Totatiche.

Estos miembros de la comunidad autónoma wixárica-tepehuana de San Lorenzo Azqueltán en Villa Guerrero, fueron localizados con vida al día siguiente, según lo comunicó la Fiscalía del Estado el 20 de abril de 2018.

“Luego de haber sido reportados como desaparecidos, ya fueron localizados Catarino Márquez y Noé Aguilar, miembros de la comunidad wixárika del municipio de Villa Guerrero”.

También puedes leer: ‘Tráiler de la muerte’, se acerca la justicia para víctimas