Arturo Torres es estratega de Seguridad de FortiGuard Labs, el área que se encarga de la investigación y el desarrollo contra amenazas.

Todos los días monitorea la cantidad de ataques con el objetivo de enfrentar a los criminales, analizar las tendencias en sus delitos y así crear estrategias defensivas.

Además, la oficina donde labora colabora con 400 agencias de inteligencia a nivel mundial y forma parte medular del Foro Económico Mundial.

“El internet y las cibercomunicaciones abren fronteras, pero también les abre las puertas a los grupos delictivos.

“Para entender el problema es importante clasificar las amenazas: tenemos a los cibercriminales que buscan remuneración económica a través de actividades delictivas; a los ciberterroristas, cuyo objetivo es afectar a un país con un fin político; y finalmente a los hacktivistas, que buscan probar algún punto por alguna ideología. Los tres los hemos visto y operan en América Latina y en México”, explica.

En el caso de los cibercriminales, el especialista señala que varias bandas internacionales residen en México y las han logrado detectar gracias a los modelos que utilizan de ransomware y malware.

En cuanto a los terroristas, revela que han detectado en México amenazas y artefactos que se utilizaron en el conflicto entre Rusia y Ucrania.

“Muchos de estos conflictos geopolíticos que pasan al otro lado del mundo generan artefactos maliciosos con el objetivo de destruir sistemas operativos y afectar estructuras críticas como la luz eléctrica, que sería un duro golpe para la economía.

“Estos artefactos que se salieron de control ya se encuentran en el mercado negro y la darkweb. En nuestro monitoreo detectamos especialmente en México estos artefactos destructivos que se crearon para el conflicto de Ucrania. Los hemos visto, no hemos tenido reportes de que hayan destruido alguna estructura crítica, pero podría haber algún incidente”, alerta.

Finalmente, el especialista comenta que el país necesita blindarse, comunicarse y colaborar.

“La motivación de estos grupos va a aumentar, se hablan todos los días y nosotros debemos hacer lo mismo, crear comunidad para protegernos”, finaliza.

Te puede interesar:

Ciberseguridad debilitada, una amenaza real

México bajo ataque y sin ciberseguridad