Ante la crisis de abasto de agua en Nuevo León, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) recomendó al gobierno que encabeza Samuel García que se busque un acuerdo con los empresarios para que el líquido se destine al uso doméstico.

Comentó que se podrían otorgar beneficios fiscales a los empresarios.

En la conferencia de prensa matutina, rechazó que se quiten concesiones ya que el problema de la sequía es transitorio porque vienen las lluvias.

Indicó que el gobierno federal apoya a Nuevo León con lo que sea necesario para garantizar el abasto de agua.

“Yo siento que hace falta, y eso lo digo de manera respetuosa, pues un acuerdo ahí en Nuevo León, si es necesario nosotros ayudamos porque se le debe dar preferencia al consumo doméstico, en una situación de emergencia se tiene que priorizar y se tiene que atender primero a la gente, no el agua para las empresas, es un asunto de definir prioridades y también de buscar acuerdos porque los empresarios ayudan si se les hace un planteamiento”, dijo.

“Por ejemplo, que se les deje de cobrar el agua a quienes tienen concesiones para uso excesivo de esta necesidad, si hay plantas de cualquier tipo que consume mucha agua que bajen la producción, que reduzcan la producción y que el agua la destinen a la gente, y si nos solicitan a nosotros apoyos estamos dispuestos a apoyar porque van a bajar su consumo de agua, van a bajar su producción, les ayudamos en lo fiscal, pero son decisiones que deben de tomarse allá, nosotros pues no podemos intervenir porque se trata de un estado libre y soberano, pero sí hay opciones, hay salida”, aseveró.

Lee también: Samuel García reclama a estados no apoyarlo ante crisis del agua: “Ni una chingada despensa” (VIDEO)

-“¿No se revisarían las concesiones, presidente?”, se le cuestionó

-“No, yo siento que esta crisis es transitoria y se tienen que buscar opciones y es un periodo de sequía que está afectando, ya van a venir las lluvias, en tanto se buscan opciones para resolver en el mediano, en el largo plazo el problema”, acotó.

También propuso que las empresas disminuyan su producción y solo cumplan con sus compromisos.