La Consulta Popular sobre el Pacto Fiscal que se organiza en Jalisco, para que los jaliscienses decidan si el Estado debe valorar o no su permanencia en ese esquema nacional de repartición de recursos públicos, llegará hasta la comunidad wixárika que está asentada en el Norte de esta entidad.

Por lo tanto, los miembros de la comunidad indígena wixárika (llamados coloquialmente “huicholes“) también tendrán la posibilidad de emitir su voto sobre la interrogante que planteará, a partir del próximo fin de semana, el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana del Estado de Jalisco (IEPC) a todos los jaliscienses:

“¿Estás de acuerdo en que cada 6 años se revisen los términos de Coordinación Fiscal y la manera en que la federación distribuye los impuestos, para que se decida si Jalisco se mantiene o se sale del Pacto Fiscal?“.

Desde el 17 de noviembre pasado, el Consejo de Participación Ciudadana y Popular para la Gobernanza del Estado de Jalisco aprobó la instalación de un centro de recepción de opinión ciudadana en la comunidad wixárika de Tuxpan de Bolaños (en el municipio de Bolaños), tras haber obtenido un dictamen de viabilidad favorable por parte del IEPC.

La Consulta Popular sobre el Pacto Fiscal dará inicio este 27 de noviembre, pero se desarrollará en total durante cuatro fines de semana consecutivos, y con alcances estatales, pues está prevista la instalación de urnas electrónicas en los 125 municipios que conforman el territorio de Jalisco (se instalarán al menos 3 mil 273 urnas electrónicas en 970 centros de votación, mismos que estarán distribuidos en las 12 regiones de Jalisco).