El nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador busca consolidar todas las compras del gobierno federal para evitar así la corrupción.

Carlos Urzúa, quien será secretario de Hacienda en el próximo gobierno, señaló que se lanzará una especie de “Amazon gubernamental” en el que esa secretaría será la encargada de hacer las compras para todas las dependencias gubernamentales y éstas sólo tendrán que entrar al sitio para adquirir los productos que necesitan.

“No se va a negociar nada, eso es lo bonito, porque ya se negoció, ya se consolidaron las compras. No se negocian. Se negocia una sola vez”, expuso Urzúa.

Con este mecanismo de consolidación de las compras se busca evitar que haya cobro de moches o de prebendas a cambio de otorgar un contrato público a una empresa para surtir a alguna dependencia de bienes o servicios.

La consolidación de compras ya se lleva a cabo con éxito en el IMSS, comentó, que compra medicamentos y equipo médico para todas sus unidades a mejores precios que si lo hiciera cada una por su cuenta.

Esta tarde, el virtual presidente electo, Andrés Manuel López Obrador sostuvo un encuentro con los miembros del que será su gabinete económico, que incluye a las secretarías de Hacienda, Economía, del Trabajo y Turismo.

En Economía, el próximo secretario de Hacienda indicó que se cumplirá la promesa de bajar el IVA en la frontera a la mitad, para quedar en 8 por ciento; pero no abarcará toda la región fronteriza (que incluye ciudades como Ensenada, Baja California), sino únicamente 30 kilómetros tierra adentro desde la frontera norte.

En materia turística, Urzúa indicó que se prevé que el próximo 3 de diciembre se lance la licitación del “Tren Maya”, que recorrerá 900 kilómetros en el sur del país y detonará ahí la actividad económica.

Carlos Urzúa anunció también que nombrará a Arturo Herrera como subsecretario de Hacienda; y a Gerardo Esquivel como subsecretario de Egresos del gobierno federal.