Tras casi dos años del asesinato del exdiputado local del PAN, Hernán Belden, la investigación por el homicidio del legislador sigue abierta, afirmó el procurador de Nuevo León, Adrián de la Garza.

El funcionario aseguró que el abogado Edelmiro Sánchez, quien fue implicado en la averiguación penal por el crimen del albiazul, no cuenta con una orden de aprehensión en su contra.

El imputado fue el anfitrión de la fiesta en la que diputados federales del PAN se involucraron con bailarinas de table dance en una lujosa residencia en Puerto Vallarta, Jalisco, como revelaron videos difundidos por Reporte Indigo.

“El señor Edelmiro fue entrevistado y fue declarado por el Ministerio Público en su momento, es una averiguación que sigue su curso, en este momento no hay una orden de aprehensión en contra de él, ni mucho menos”, mencionó De la Garza.

“Fue declarado por todo lo que tenía que aportar en ese momento, el Ministerio Público está todavía investigando el asunto del homicidio del exdiputado de apellido Belden”.

En las imágenes de la pachanga panista se observa a Sánchez, quien fue detenido en 2004 por llevar 87 kilos de marihuana en su camioneta, e implicado en el crimen de Belden, cuyo cuerpo fue encontrado en el Cañón de la Huasteca.

El abogado aparece sonriente, mientras platica con los diputados Martín López, de Nuevo León, y Jorge Iván Villalobos, legislador por Sinaloa y vicecoordinador de la fracción albiazul en San Lázaro.