Tras destaparse como posible candidato de Movimiento Ciudadano en la Convención Democrática del partido, Samuel García cambió de opinión y afirmó que tiene pensando quedarse al frente de la administración estatal de Nuevo León hasta terminar su sexenio.

A través de su cuenta en Instagram, en donde grabó stories acerca del plan estratégico de Nuevo León rumbo al año 2040, García aseguró que permanecerá en su cargo hasta 2027, por lo que pidió “no hacer especulaciones” en torno a su futuro.S

“Este gobierno ya desarrolló un Plan Estatal de Desarrollo para el sexenio 2022- 2027….que vamos a estar los seis años, para que no anden ahí especulando”, pidió el gobernador.

Revelación presidencial causa revuelo

La “revelación” de Samuel, realizada el pasado lunes, provocó todo tipo de reacciones a nivel local y nacional, ya que apenas cumplió 14 meses al frente de Nuevo León, en donde mantiene un mediático conflicto con el Congreso Local y los alcaldes de la oposición.

“Ahorita estamos concentrados en Nuevo León, falta mucho para eso, pero lo dije muy claro: Movimiento Ciudadano tiene muchos y muy buenos candidatos, y ahí me apunto como uno de ellos”, declaró el emecista, quien además aseguró que el partido naranja no necesita competir en coalición.

Las declaraciones no sólo le trajeron críticas de sus adversarios políticos y parte de la ciudadanía; Fernando Elizondo, “mentor” de García y miembro de su Consejo Asesor, renunció a su cargo tras las declaraciones del gobernador, afirmando que “cometía un gran error” al hacer patentes sus aspiraciones políticas.

Aunque en su declaración de hoy pidió a la ciudadanía “no hacer especulaciones”, fue el propio Samuel García quien, apenas el día de ayer, publicó una encuesta en su cuenta de Instagram para conocer la opinión de sus seguidores con respecto a su destape como “corcholata” naranja.

“¿Qué opina la ‘Marianis’ de su marido, corcholata naranja? ¿Sí o no?”, preguntó en una story Samuel García a su esposa, Mariana Rodríguez, quien sólo atinó a decir que no sabía lo que significaba eso (el término corcholata, usado por AMLO para ubicar a los posibles sucesores presidenciales).

El mandatario estatal también compartió mensajes de apoyo por parte de algunos de sus seguidores, quienes le animaron a lanzarse como abanderado emecista para las elecciones de 2024.