El exmandatario Felipe Calderón Hinojosa respondió al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) sobre la ejecución del operativo “Rápido y Furioso”, que consistió en introducir armas desde Estado Unidos a México de 2006 a 2011.

AMLO pidió durante la conferencia de este jueves que Calderón explicara cuál había sido su papel en el fallido operativo que sólo sirvió para disparar la violencia y los homicidios dolosos en territorio mexicano.

Calderón explicó que, en ningún momento, su administración acordó con instituciones estadounidense la entrada de armas, pues el operativo fue ejecutado sin el consentimiento de su gobierno.

La llamada operación “Rápido y Furioso” fue un operativo secreto, cuya implementación y resultados fueron revelados a agencias mexicanas en la medida en que fueron del conocimiento público resultados negativos no deseados por sus autores en el Departamento de Justicia.
Felipe CalderónExpresidente de México

Añadió que su gobierno fue enfático al pedir al país vecino que tomara acciones para frenar el flujo de armas al sur de la frontera.

“Es en ese marco que, según se supo después, introdujeron detectores electrónicos en armas comercializadas en la frontera para rastrear su movimiento y actuar judicialmente contra los culpables. Sin embargo, la situación salió de control de las autoridades estadounidenses”, añadió el expanista.

AMLO ha señalado que habrá que esperar al fin del juicio en los Estado Unidos contra Genaro García Luna, secretario de Seguridad durante el sexenio calderonista, para conocer si el expresidente estaba implicado.

López Obrador también ha dicho que el gobierno estadounidense debe dar la cara, pues era muy cercano y respaldo por años las acciones contra el narcotráfico de García Luna; actualmente preso en Nueva York.

El presidente agregó que resulta muy representativo que, al terminar el gobierno de Calderón, García Luna se haya ido a vivir a los Estado Unidos, específicamente en Miami.

Lee: AMLO pide que Calderón explique operativo “rápido y furioso”, pero insiste en no juzgarlo