Desde Irapuato, Guanajuato, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) recomendó a gobernadores entrantes que realicen auditorías a sus antecesores para que no se conviertan en “tapaderas”, “cómplices”o “encubridores” si se detecta alguna irregularidad.

Dijo que se deben presentar las denuncias ante la Fiscalía General de la República y estatal con pruebas que sostengan las acusaciones

Durante la conferencia de prensa matutina se le cuestionó que el gobernador de Michoacán, Alfredo Ramírez Bedolla de Morena, denunció que su antecesor, Silvano Aureoles del PRD gastó 5 mil 186 millones de pesos en contratos a los que se les detectó un sobrecosto en los proyectos ejecutivos, arrendamiento, mantenimiento y compra definitiva de siete cuarteles de la policía estatal.

El presidente respondió que desde su gobierno no se está promoviendo ninguna denuncia, “lo está haciendo el gobierno del estado y creo que hace bien”.

Lee también: “No nos hemos quedado de brazos cruzados”, AMLO defiende combate a inseguridad en GTO

Sin embargo, recomendó a los gobernadores entrantes que “no sean tapadera, que no haya afanes de venganza, pero que no se conviertan cómplices, hay un término… encubridores”.

No encubrir y que con pruebas denuncien ante la autoridad competente ¿Y cuál es la autoridad competente? La Fiscalía que sea estatal y también federal por ley son instituciones autónomas, que ellos resuelvan.
AMLOPresidente de México

El presidente dijo que no se puede estigmatizar ni hacer linchamientos políticos ya que las denuncias deben ir acompañadas de pruebas.

“Porque también si hay encubrimiento va a pasar el tiempo, viejos desfalcos se van a reflejar en que no habrá presupuesto ni para pagar la nómina como sucede en algunos casos. Cómo justifican que no haya presupuesto”, comentó.