Autoridades del estado de Guanajuato informaron que este lunes se presentó un altercado en el “Colegio Josefa Ortiz de Domínguez” en la ciudad de Salamanca, debido a que un alumno de secundaria introdujo elementos balísticos a la escuela.

Presuntamente el menor amenazó a sus compañeros, por lo que elementos de la Guardia Nacional tuvieron que acudir al plantel para controlar la situación.

De acuerdo con madres y padres de familia, un compañerito de primer grado sacó una pistola de su mochila, pero la Secretaría de Educación de Guanajuato (SEG) aclaró que el niño sólo llevó las balas.

“Fue por nuestros hijos que nos dimos cuenta. Porque ellos nos dijeron todo lo que había sucedido. Esto es muy grave, se supone que es un colegio particular católico, que están en un entorno seguro”, dijo un padre de familia.

Directivos del plantel informaron a la Policía Municipal que las balas fueron resguardadas.

La SEG también indicó que dará acompañamiento psicológico al menor involucrado y a su familia a fin de prevenir conductas de riesgo.

Lee también: VIDEO: Sicarios asesinan a sangre fría a maestra afuera de escuela en Xalapa; niño resultó herido

Exigen investigación tras amenaza de alumno en Guanajuato

Ante esta situación, padres y madres de familia exigieron una investigación tras enterarse del riesgo que corrieron sus hijos mientras se encontraban en el colegio privado.

Adelantaron que sostuvieron una reunión con representantes de la escuela y de la SEG, en la que solicitaron aplicar medidas ejemplares por el ingreso de un arma al colegio.

Por su parte, la Secretaría de Educación informó que a través de la Delegación Regional activó el “Protocolo de prevención de ingreso y detección de objetos y sustancias prohibidas en la escuela”.

Un evento similar se presentó en la a Secundaria Técnica número 5 “Víctor Bravo Ahuja”, en el municipio de Nezahualcóyotl, debido a que un niños de 13 años publicó en su cuenta de Instagram el siguiente mensaje:

“Te invito a mi primer tiroteo escolar. No faltes”, acompañado de la imagen de un gatito.

Tras la publicación sus compañeros se alarmaron y avisaron a sus padres y quienes se contactaron con los directivos del plantel ubicado en la calle Oriente 31, de la colonia Reforma.