El sargazo ha invadido gran parte de las playas del sur de México, afectando principalmente a Quintana Roo. El turismo se ha visto mermado y no hay día en que las cuadrillas dejen de limpiar las playas que al poco tiempo vuelven a quedar repletas de esta alga marina.

Para colaborar con el medio ambiente, la limpieza de las playas y de paso crear un negocio redituable, un grupo de jóvenes yucatecos se puso manos a la obra y desde hace algunos meses comenzó con la comercialización de diversos productos hechos a base de sargazo.

La empresa de los emprendedores se llama Salgas y vende abono para agricultura, alimento para ganado, cremas, protectores solares, tratamientos capilares y demás cosméticos hechos con sargazo como elemento principal.

En declaraciones que recoge la agencia internacional Efe, una de las jóvenes empresarias, la bióloga marina Guadalupe Dayré Catzín Uc, aseguró que antes de que termine el año estarán comercializando papel hecho de sargazo, el cual, una vez que se use, podrá ser disuelto en agua para regar plantas, pues contendrá algunos de los nutrientes del alga marina.

El equipo de Salgax, además de Dayré Catzín, está conformado por Mauricio Gómez Hernández, Regina Rodríguez Pérez y el ingeniero industrial José Bernardino Catzín Uc.

Entre los productos más destacados que comercializan, además del alimento para ganado, se encuentra el Algamush que es un protector que retiene la humedad y permite no regar constantemente los jardines o grandes áreas de cultivo de campesinos.

El grupo colabora con la limpieza del alga que en otros casos, una vez descompuesta, significaría un grave problema de contaminación para la zona donde se encuentre.