El Departamento de Seguridad Interior (Department of Homeland Security – DHS) de Estados Unidos indicó a la Dirección General de Aeronáutica Civil de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) que a partir del 19 de julio de 2017, para los vuelos directos a ese país, las aerolíneas deberán ser más estrictas con la revisión de aparatos electrónicos portátiles.

Además de las tablets o smartphones, se aplicarán medidas extraordinarias de seguridad en cuanto a dispositivos electrónicos personales más grandes.

“Se recomienda a los pasajeros que tengan planeado viajar a los Estados Unidos, tomen en cuenta que deberán presentarse en el aeropuerto tres horas antes de la hora marcada como salida de su vuelo para cumplir con los citados procedimientos”, recomendó la SCT.

Asimismo, se sugiere que en su equipaje de mano lleven la menor cantidad de equipos como los mencionados y que, en caso de ser necesario llevarlos, estén conscientes de que deberán someterlos a revisiones de seguridad y presentarlos por separado del resto del equipaje sin funda o protección de ningún tipo.

En marzo, Estados Unidos prohibió portar todo aparato electrónico en aviones que venían de 10 aeropuertos del Medio Oriente, por el temor de que terroristas coloquen bombas dentro de las laptops.