Dentro de todas las generaciones siempre existirán personas que se sientan diferentes, “raritas”, que no encajan con los demás, “medio frikis”, que buscan escuchar o ver cosas fuera de las tendencias o las modas; para ellas existen propuestas como las Víctimas del Dr. Cerebro, quien se enorgullece de ser un refugio para todos los inadaptados.

Esta agrupación, originaria de Ciudad Nezahualcóyotl, Estado de México, celebrará sus 31 años en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris el sábado 30 de octubre, a las 19:00 horas, donde presentarán su más reciente disco Vienen las Brujas.

“Quisiera que fueran menos, porque ya son muchos años; pero, por otro lado, estoy y estamos muy agradecidos de llevar tanto tiempo activos ininterrumpidamente en la escena musical y siempre acompañados del público que conoce nuestro trabajo y que es fiel a lo que hacemos y de las nuevas generaciones que han estado descubriéndonos”, asegura Ricardo FloresAbulón”, vocalista de la banda, en entrevista con Reporte Índigo.

Como a todos, la llegada del COVID-19 vino a parar los planes de la agrupación, que por casi dos años estuvo fuera de los escenarios. Así que este concierto servirá también para celebrar los aniversarios pasados, entre ellos sus 30 años, y para reflexionar sobre muchísimas cosas que les han sucedido, como la pérdida de uno de sus integrantes a causa del SARCoV-2.

Este espectáculo, que era algo que la banda y el recinto de Donceles tenían pendiente, como “un compromiso bien cabrón”, estará cargado de elementos extramusicales, como una asombrosa escenografía, muchos actores en escena y una gran teatralidad.

Además, será grabado en vivo para, posteriormente, publicar el material, así que la gente que acuda quedará inmortalizada en la que será la primera grabación en vivo de toda la historia de la banda.

Enfrentarse al monstruo

Ricardo Flores confiesa que lo que más odia de los conciertos en vivo son los soundchecks, así que desde que no toca en un concierto y no los tiene que hacer es el más feliz; sin embargo, lo que extraño muchísimo, porque es como un trance, es cuando en pleno concierto toda la gente se convierte en una sola entidad que reacción a un mismo sentir, a pesar de que son distintas personalidades con diversas maneras de pensar y disfrutar.

“De repente tener esta sensación y encontrarte con un monstruo de muchos ojos y oídos que te contesta, se emociona o que reacciona físicamente igual es lo mejor. Las Víctimas del Dr. Cerebro somos una banda que no nos gusta hacer conciertos donde el público entre en una dinámica contemplativa, sino que haya interacción, y creo que ese es el momento que más extraño, por lo que espero tener la oportunidad nuevamente de tener ese regalo”, señala “Abulón”.

Los integrantes están convencidos de que es importante pensar y creer que lo que hace a una banda y a un proyecto es el acto en vivo, porque permite un intercambio con el público de ideas, propuestas y sonidos, oportunidades que se pierden con las plataformas digitales.

“Hay grupos, artistas o influencers que en redes sociales pueden tener millones de seguidores, pero cuando van, se paran y tocan en un lugar nadie va a verlos, o de repente, he visto bandas que tienen muy buen trabajo en sus redes, pero en vivo tocan con una hueva que dices ‘güey, te hubieras quedado en casa a seguir haciendo videos”; entonces, creo que son herramientas valiosas, pero siempre hay que combinarlas con el mundo real”, considera el vocalista.

Lo real para él es cuando alguien se para de su sillón, saca lana de su cartera, va y compra un boleto y se transporta hasta el lugar donde va a presentar el artista, lo que tiene mucho más valor que un simple like.

Sueños por cumplir para las Víctimas del Dr. Cerebro

La agrupación Víctimas del Dr. Cerebro considera que vive un momento interesante, pero complicado, por la situación y los muchos cambios que se han dado con respecto a la manera en la que actualmente se escucha, vive y se consume música.

“Nosotros siempre logramos sortear todo lo que nos lleva a un escenario, ya estando ahí lo damos todo, eso lo sabe la gente y nos ayuda a darnos fuerza y a motivarnos para seguir adelante. Si es un momento interesante, porque estamos entendiendo muchas cosas, las estamos tomando para nosotros y muchas otras de plano rechazamos, porque no nos laten”, comparte Ricardo.

Al ser una banda independiente, que ha estado en festivales grandes y realizado giras por Estados Unidos y Latinoamérica completamente solos, sienten que actualmente todo está manejado por una o dos compañías que siempre presentan en los festivales el mismo cartel y a los mismos grupos, porque ellos mismos son los que los organizan para sus bandas.

“Es algo que no nos late, porque sentimos que antes había más opción para la gente, ahora tienes que ver a los que están en esta disquera o en esta oficina a huevo, porque no hay otras, y son los mismos que encabezan los carteles, nosotros no somos de esa idea. Creemos que podemos tocar con bandas de cualquier estilo y que todas, de todos los estilos, tienen derecho a tener espacios donde presentarse”, enfatiza “Abulón”.


“Creo que Víctimas del Dr. Cerebro somos un grupo que, de alguna forma, representa una parte de la música y de la escena que siempre va a estar presente en todos los seres humanos, somos una banda que le gusta mucho darle un escaparate a cosas, a música, a sonidos y a estéticas diferentes”

Ricardo Flores

Vocalista

A pesar de todos los obstáculos que supone una carrera independiente en la industria musical, Víctimas del Doctor Cerebro quiere seguir “moviendo el esqueleto” junto a sus seguidores, así que además del disco de Ahí vienen las Brujas, que se espera salga a finales de este año o principios del siguiente, ya planean sacar otro como homenaje a su integrante que perdió la batalla contra el COVID-19.

También trabajan por regresar a lugares donde tiene mucho tiempo que no se presentan como lo es Panamá, o abrirse nuevos caminos en Europa, lugar donde siempre habían querido poder tocar.

“Después de todo lo que ha pasado, queremos que se realicen todos estos sueños antes de que se acabe el mundo”, afirma Ricardo Flores.

En solitario

Por su parte, Ricardo Flores “Abulón” presenta su nuevo sencillo como solista: “Los Animales”, canción concebida como fábula, que busca transportar al escucha a un mundo utópico lleno de magia y color.

“Los Animales” que, de acuerdo con el cantante, representa el flanco inocente de los humanos y el mundo resarciendo el daño provocado por el abuso y la explotación, formará parte de Melodramático, su primer material de manera independiente.

También puedes leer: Rebel Cats, haciendo rockabilly con acento chilango