Antes de la crisis sanitaria por COVID-19, en Tamalito Corazón se recibían a diario a docenas de personas, de oficinistas que, en sus tiempos libres, visitaban este lugar en busca de un platillo tradicional mexicano.

Sin embargo, la pandemia obligó a este negocio, ubicado en Avenida Cuauhtémoc, Colonia Roma, a cerrar por un par de semanas, pero a su regreso, ya nada fue igual.

Sherezada Marín, chef encargada de Tamalito Corazón, comparte que sus ventas llegaron a bajar hasta en un 50 por ciento, y aunque con el tiempo han ido recuperándose lentamente, la situación no es como la de antes, llevándolos incluso a reducir su personal.

Además, asegura que entre las cosas que más extrañan de la antigua normalidad es la convivencia con sus clientes, esa interacción física que había en el negocio.


“Se ha luchado contra viento y marea para seguir manteniendo como tal este proyecto, pero no, dentro de nuestras visiones no está el cerrarlo, le hemos metido toda la enjundia para que siga a flote, aunque la verdad es que este proceso sí impacta en todos los aspectos”.

En entrevista con Reporte Índigo, la chef declara que debido a la situación también han tenido que reducir su menú, ofreciendo ahora solo tamales, chilaquiles, enchiladas y algunos guisados.

Así, además de invitar a la gente a comprar en negocios locales como Tamalito Corazón, Marín considera importante seguir consumiendo la comida tradicional mexicana, pues solo así se siguen mantenido proyectos como estos.


“Pueden llegar a nosotros ya sea de manera presencial o a través de las plataformas, donde pueden revisar el menú que tenemos en línea”.

Quítate el frío e inicia tu mañana de la mejor manera con nuestro café y comprueba porqué es uno de los mejores. ?

☎ 55…

Publicado por Tamalito Corazón en Domingo, 29 de noviembre de 2020

Te puede interesar: Enrique Olvera, chef de Pujol, critica a comensales que piden chiles y limones en su restaurante