El comediante Sammy Pérez continúa intubado por su caso grave de COVID-19, pero ya no está bocabajo, además que su oxigenación ha presentado mejores niveles durante las últimas horas, informó este viernes su representante Erick de Paz.

Por medio de un video en la cuenta de Instagram del actor, el manager precisó que tras permanecer más de 72 horas volteado, los médicos decidieron colocarlo bocarriba como parte del tratamiento.

“Hemos platicado con el doctor y pues va mejorando de a poco, obviamente es una situación complicada, bastante difícil, a partir del día lunes, en que él fue intubado, estuvo bocabajo por 72 horas, el día de hoy a las 11:00 de la mañana las cumplió.

“Y el médico nos dijo que este cambio de estar bocabajo a estar bocarriba, pues era un cambio bastante delicado y bueno nosotros seguimos mandando esta buena energía a Sammy”, dijo.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Sammy Perez (@sammyperez_xhderbez)

El representante señaló que Pérez presenta niveles de oxigenación entre 90 y 95 puntos, además que ha sido reducida la intensidad de los ventiladores a los que está conectado desde el lunes pasado.

Por su parte, Daniel Pérez Reyes, sobrino de Sammy, agradeció a las personas que han hecho aportaciones económicas para pagar los gastos hospitalarios del comediante, pues se atiende en un centro privado.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Sammy Perez (@sammyperez_xhderbez)

Sobre el show que algunas colegas están organizando para apoyar los gastos del actor, Erick de Paz señaló que está al tanto de éste, pero su empresa Evolution Pro no lo está organizando, aunque sí ha dado su apoyo.

Explicó que el espectáculo es organizado por Gogo Gil, supuesto amigo de Sammy, aunque señaló que varios comediantes que aparecen en la cartelera le han dicho que no fueron notificados ni invitados formalmente.

Lee también:“Lo llevé a la fuerza”: Zuleika Garza, prometida de Sammy, habla sobre un mal diagnóstico

“Nosotros teníamos el conocimiento, pero no lo estamos montando. Nosotros teníamos otras preocupaciones como la familia, como la salud de Sammy, estarles informando a ustedes”, dijo el manager y rechazó que su empresa busque lucrar con la situación del comediante.

En una entrevista previa, De Paz señaló que su representado ya tenía la primera dosis de la vacuna contra COVID-19 y fue su pareja quien prácticamente lo llevó a la fuerza al hospital para que recibiera atención médica.