Este 30 de agosto millones de niños regresaron a clases presenciales en varios estados del país tras casi dos años de confinamiento por la pandemia: sin embargo, la polémica por el regreso a las aulas no se ha hecho esperar en redes sociales, especialmente después de casos como el de una maestra de preescolar, quien se burló del único niño que asistió a clases en una escuela de El Naya, en Durango.

Luego de que la profesora del Jardín de Niños “Arquímedes”, identificada como Edna, compartiera una foto del salón de clases con un solo alumno en redes sociales y en sus estados de WhatsApp, los usuarios estallaron en su contra.

Te recomendamos: “Que agarra y que me dice”: Así luce el joven que se volvió viral a 6 años de su video

Y es que la profesora hizo mofa de su alumno con el mensaje “Feliz regreso a clases les desea Hernández funerales”, además se le acusó de haber pedido a la madre del único alumno que asistió que todos los días debía ir a desinfectar el salón con cloro.

“Para pedirle de favor a la mamá del único niño que asiste a clases, a partir de mañana tendría que pasar a limpiar y desinfectar el salón todos los días, tendría que llevar su trapito y cloro para poder realizar la limpieza en el salón. Solamente le tocaría a usted señora todos los días ya que es el único niño que asiste de manera presencial”, se lee en el mensaje compartido en redes sociales.

Tanto el Consejo Técnico como la subsecretaría del plantel informaron que se encuentran investigando el caso, y no descartaron la posibilidad de sancionar a la profesora, contra quien los padres del menor no han presentado una queja formal, informó el secretario de Educación de Durango, Rubén Calderón, en entrevista con Canal 10 de Durango.

Sin embargo, en redes sociales cientos de usuarios criticaron a la maestra por juzgar a las personas que decidieron no llevar a sus hijos a clases de preescolar, además de burlarse del único niño que asistió.

“Dónde está la ética profesional de esta maestra al exponer a un menor de edad con estas acciones. Es indignante la imagen que subió, se supone que las maestras le tienen amor a su profesión, con sus acciones demuestra todo lo contrario. El niño no tiene acceso a internet y por eso tiene que asistir. Ella no sabe el esfuerzo que mi abuelita hace por mandarlo”, escribió un supuesto familiar del menor en Facebook.