¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
imagen principal

AbelPrize

La mujer detrás de los números

José Pablo Espíndola

Karen Uhlenbeck es la primera mujer en la historia galardonada con el Premio Abel; el jurado destacó sus logros pioneros sobre ecuaciones diferenciales parciales geométricas, teoría de gauge y sistemas integrables, y por el impacto fundamental de su trabajo en temas de análisis, geometría y física matemática


Mar 20, 2019
Lectura 3 min
portada post

Cuando Karen Uhlenbeck impartió una conferencia plenaria en el International Congress of Mathematicians (ICM), la reunión de matemáticos más grande e importante del mundo, celebrada en Kyoto, Japón, en 1990, fue la segunda mujer en hacerlo. La primera que tuvo ese honor fue Emmy Noether, en 1932.

Ahora, en 2019, Uhlenbeck se convierte en la primera mujer en conseguir el Premio Abel.

Para la Academia de Ciencias y Letras de Noruega, institución encargada de otorgar el galardón, la perspectiva de la investigadora de la Universidad de Austin, Texas, Estados Unidos, se ha implantado en el campo matemático y ha conducido a algunos de los avances más espectaculares de los últimos 40 años dentro de esa área.

Uhlenbeck es un modelo a seguir, ya que también es una firme defensora de la igualdad de género en el mundo de las ciencias y las matemáticas. De pequeña le encantaba leer y soñaba con convertirse en científica

Actualmente, es Visiting Senior Research Scholar de la Universidad de Princeton, Nueva Jersey, así como también Visiting Associate del Instituto de Estudios Avanzados (IAS, por las siglas en inglés).

Además, es una de los fundadores del Park City Mathematics Institute (PCMI) del IAS, cuyo objetivo es formar a jóvenes investigadores y promover el entendimiento mutuo de científicos y retos en matemáticas.

“Karen Uhlenbeck recibe el Premio Abel 2019 (el ‘Nobel’ de matemáticas), por su trabajo fundamental sobre análisis geométrico y teoría gauge, que ha transformado drásticamente el paisaje matemático. Sus teorías han revolucionado nuestro modo de entender las superficies mínimas, como la formada por las burbujas de jabón, y los problemas de minimización generales en dimensiones más altas”, aseguró Hans Munthe-Kaas, presidente del Comité del Premio Abel.

Uhlenbeck desarrolló técnicas y métodos de análisis global que están actualmente en la caja de herramientas de todo geómetra y analista. Su trabajo constituye también la base de los modelos geométricos contemporáneos aplicados en los campos de lasmatemáticas y en la física.

Inspirada por el finado Sir Michael Atiyah (1929-2019), también ganador del Premio Abel, Uhlenbeck se interesó por la teoría gauge. Dicho modelo es el lenguaje matemático de la física teórica, y en el trabajo fundamental de Uhlenbeck es esencial para el entendimiento matemático moderno de los modelos de física de partículas, teoría de cuerdas y relatividad general.

El Premio Abel

Este galardón reconoce las contribuciones de extraordinaria profundidad e influencia en las ciencias matemáticas. Lo entrega anualmente en Oslo el rey Harald, siendo administrado por la Academia Noruega de Ciencias y Letras en representación del Ministerio de Educación e Investigación de dicho país.

El Premio, dotado con 608 mil euros, fue creado en 2002 con motivo del Bicentenario del nacimiento de Niels Henrik Abel y hasta ahora son 19 los candidatos que lo han recibido. La elección de la persona ganadora se basa en la recomendación de un comité compuesto por cinco matemáticos de renombre internacional.

Comentarios