¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
imagen principal

LaCinemágora

La historia secreta detrás de la docuserie de Netflix ‘Jeffrey Epstein Asquerosamente Rico’

Carlos Ramírez

Querido, cinéfilo: las opiniones vertidas en La Cinemágora no representan la perspectiva del medio. Esta crítica de ‘Jeffrey Epstein Asquerosamente Rico’ de Netflix NO CONTIENE SPOILERS


Jun 1, 2020
Lectura 4 min
portada post

Al anochecer, tras el estreno de la docuserie de Netflix, la gente se dio cuenta que Anonymous había filtrado una lista con los nombres relacionados al acusado de dicha miniserie: Jeffrey Epstein. Ahí aparecían Donald Trump, Bill Clinton, Woody Allen, Will Smith, entre otros.

La internet reventó. Y en pocas horas el documental titulado Jeffrey Epstein Asquerosamente Rico ya tenía miles de vistas. Un efecto que ya esperaba Lisa Bryant, quien debuta como directora al crear esta serie.

La serie documental fue realizada antes que Jeffrey Epstein fuese arrestado. Es decir, fue filmada con miedo. Lisa Bryant recordó que en ese momento se guardó todo el material en un lugar secreto por temor a que fuese robado o hackeado.

La docuserie también está basada en libro homónimo del escritor James Patterson, quien lo publicó hace cuatro años. Y fue producida por el cineasta Joe Berlinger, quien hace poco estrenó su película sobre Ted Bundy protagonizada por Zac Efron.

¿DE QUÉ TRATA?:

Los relatos de las sobrevivientes avivan esta serie documental, que analiza cómo el convicto abusador sexual Jeffrey Epstein usaba su riqueza y poder para perpetrar sus delitos.

LO BUENO: UNA CARTA DE DENUNCIA

Es obvio. La docuserie es una carta de denuncia en video. El noventa por ciento del contenido se finca sobre los testimonios de las mujeres que fueron abusadas sexualmente por el multimillonario Jeffrey Epstein.

Con un corte periodístico, pero también policial, la obra de Lisa Bryant persigue el rastro de las voces que denuncian una red de poder oculta en la que Epstein es un pequeño eslabón.

Sin embargo, fuera de desviarse a un tono conspirativo y sin fundamento, la serie documental es real y honesta. Filma a cada mujer abusada y entrega su testimonio a detalle. Costura por costura, hilo por hilo, los testimonios no escapan ningún pormenor.

Lo anterior fortifica la calidad de la docuserie. La cámara capta la valentía figurada en los rostros de cada una de las mujeres. Y sin adornos evidencia la asquerosidad y perversión de un hombre poderoso en dinero, pero pobre en principios.

Esta carta de denuncia está bien escrita, pues Lisa Bryant encarga un perfecto trabajo de edición. Los flashbacks elaborados a partir de recreaciones están integrados por material verídico como las fotografías de las mujeres cuando eran niñas.

Las grabaciones de locaciones cruciales para el documental también son valiosas. No por nada Lisa Bryant afirmó que todo el equipo fue acosado por la seguridad de Epstein cuando filmaron su mansión privada.

Con tal material valioso, la directora acompaña algunas secuencias con música de tipo misterioso. Y se apoya con entrevistas de policías, investigadores privados y funcionarios implicados en el caso.

Así, Lisa Bryant realiza una serie documental que se siente como un choque de electricidad, pero sobretodo como una carta de denuncia escrita por voces de mujeres valientes.

LO MALO: FALTA DE ORIGINALIDAD

Jeffrey Epstein Asquerosamente Rico no es algo fuera de lo común. Tampoco es un documental que destaque por su apartado técnico ni de investigación. Es una serie que repite la fórmula básica y la ejecuta de manera eficaz, sin originalidad.

Además, no sería grosero señalar que en varias ocasiones la información se queda corta. Y como consecuencia de que la dinámica de los testimonios se repite una y otra vez llega a ser cansado. El tener esta característica repetitiva también vuelve a la docuserie algo aburrida hacia la mitad de sus capítulos.

Mientras que se dejan varios cabos sueltos que bien podrían explorarse en otro momento. Los casos del príncipe Andrés de Gran Bretaña y de Alan Dershowitz, por ejemplo.

Finalmente, la falta de originalidad también se nota en la manera de exponer la vida de Jeffrey Epstein, de quien se explora en apenas algunos minutos para dar paso más a las denuncias.

RECOMENDACIÓN: 4 ESTRELLAS DE 5 (SOCIALMENTE IMPORTANTE)

Te puede interesar: Tres motivos para creer que The Last Dance es la mejor serie documental de Netflix


Notas relacionadas

Nov 13, 2020
Lectura 5 min

Nov 6, 2020
Lectura 4 min

Comentarios