¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
imagen principal

MEDIO AMBIENTE

La amenaza de los plásticos y las redes fantasma

José Pablo Espíndola

WWF lanzó la petición de un Nuevo Tratado para Combatir la Contaminación Marina por Plásticos que tiene por meta conseguir el respaldo de más de 2 millones de personas para frenar la forma más letal de los desechos plásticos para la vida marina


Oct 27, 2020
Lectura 4 min
portada post

Los productos hechos de plásticos siguen invadiendo la Tierra como una plaga que tapa coladeras, inunda calles, ocasiona problemas de salud y pone en riesgo la vida de especies animales.

De acuerdo con datos de la ONU, al año se producen cerca de 300 millones de toneladas de plásticos y la gran mayoría termina en el mar, por lo que si el problema no se detiene es posible que en 2050 haya más plástico que peces en los océanos.

Aunado a eso, las redes de enmalle, trampas y nasas, dispositivos de agregación de peces y otros tipos de artes están agravando el problema de los plásticos en los ecosistemas marinos a medida que terminan abandonados, perdidos o descartados.

Para WWF, una de las organizaciones de conservación independientes más grandes del mundo, las redes de pesca abandonadas son la forma más letal de los desechos plásticos para la vida marina, ya que matan a numerosas especies, como tiburones, rayas, aves, mamíferos marinos y tortugas, y, entre otros factores, han contribuido a que la vaquita y otras especies de pequeños cetáceos se encuentren borde de la extinción.

Se estima que al menos el 10 por ciento de la basura marina se compone de los residuos de la pesca, lo que significa que entre 500 mil y 1 millón de toneladas de artes de pesca llegan al océano cada año.

Ante la falta de acciones de parte de los gobiernos, WWF lanzó la petición de Nuevo Tratado para Combatir la Contaminación Marina por Plásticos (go.panda. org/plastics) que tiene por meta conseguir el respaldo de más de 2 millones de personas.

Con una población mundial en aumento, habrá mayor demanda de recursos marinos y por lo tanto, se incrementará el uso de redes pesqueras. Evitemos que los océanos se ahoguen en un mar de plásticos

- Roberto Troya

director Regional de WWF para América Latina y el Caribe

¿Por qué se pierden las redes de plásticos?

Estas redes fantasmas también perjudican a la salud humana, ya que están hechas con polímeros y otros materiales contaminantes que al ser tragados por especies de consumo se convierten en alimentos nocivos.

“Ningún pescador quiere perder sus artes de pesca. Es su medio de vida y sustento y puede representar una inversión financiera considerable. Pero, incluso, en las pesquerías mejor gestionadas se abandonan o se pierden debido al clima, a problemas mecánicos o a errores humanos y también por causa de la pesca ilegal”, comentó Aimée Leslie, directora del Programa Océanos y Vida Silvestre de WWF Perú.

Si bien la pérdida de equipos de pesca se produce en todas las prácticas pesqueras, algunos son más perjudiciales que otros. Por ejemplo, se han observado casos de tortugas que se han enredado y muerto en redes de arrastre perdidas en las costas del Golfo de Carpentaria, Australia.

Además, la pesca ilegal agrava el problema con cantidades considerables de equipos fantasma, ya que los pescadores ilegales abandonan o desechan estos equipos para ocultar sus actividades.

En 2017, la GGGI, World Animal Protection y WWF México colaboraron en un proyecto que retiró 5 mil 200 m2 de redes de enmalle abandonadas y perdidas de forma ilegal del hábitat de la vaquita marina en el Golfo de California.

De acuerdo con WWF, el proyecto ilustra el vínculo que existe entre la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada y el arte fantasma. Otros estudios también han documentado esta conexión, aunque es difícil de cuantificar.

En algunas ocasiones, los equipos de pesca también se desechan deliberadamente en el océano por la falta de prácticas adecuadas de eliminación en tierra o la falta de espacio de almacenamiento a bordo. También puede ser producto de la ignorancia del daño que causan los equipos fantasma.

Para hacer frente a este problema, Jorge Rickards, director general de WWF México, invitó a tomar una foto de una especie marina, donde sea que la encuentren, por ejemplo, en un tatuaje, un libro, una película o en vivo, y le dibujen un hashtag a modo de red encima y luego la compartan a través de sus redes sociales, como una forma de visibilizar la situación.

También puedes leer: El peligro de los microplásticos en los océanos


Notas relacionadas

Nov 30, 2020
Lectura 4 min

MEDIO AMBIENTE

Concesiones para Parque Nacional Cumbres

Jesús Padilla


Nov 30, 2020 Lectura 4 min

Nov 20, 2020
Lectura 5 min

Nov 18, 2020
Lectura 5 min

Nov 17, 2020
Lectura 5 min

Comentarios