Reporte Indigo

Justicia Implacable: la película más destacada en la cartelera del cine

El cineasta británica Guy Ritchie regresa al ruedo tras dirigir la criticada The Gentlemen (2019) con un remake de una película francesa de 2004 llamada Le Convoyeur, dirigida por Nicolas Boukhrief y Éric Besnard.  Fue en 2019 cuando Ritchie estaba escribiendo la nueva versión de la cinta.

Justicia Implacable se estrena esta semana en las carteleras mexicanas con un elenco que incluye a Jason Statham, Holt McCallany, Josh Hartnett, Scott Eastwood, Jeffrey Donovan, Laz Alonso, Jason Wong, entre otros.

¿DE QUÉ VA?:

Después de una emboscada mortal en uno de sus autos blindados, la empresa Los Angeles-Fortico Securities contrata a un misterioso empleado: Patrick Hill (Statham), quien llega a ser conocido simplemente como “H”.

LO BUENO: ACCIÓN FRENÉTICA

Justicia Implacable se presenta como una película de bajo perfil, como su protagonista llamado H (Jason Statham). Sin embargo, pronto se aleja de esa convención y plantea una propuesta interesante que va atrapando al espectador.

H es inicialmente un tipo tranquilo, con perfil bajo, quien está allí para trabajar, ganarse la vida y quien aprende el negocio por parte de su amigo Bullet (Holt McCallany).

De pronto, cuando ambos se convierten en el objetivo de un intento de robo, se revelan las formidables habilidades de H: no solo es un tirador experto y extraordinario en el combate cuerpo a cuerpo: H es despiadado y letal.

Por esta razón es que la cinta de Ritchie está llena de testosterona y acción frenética, lo que beneficia en gran parte a mantener el interés del público.

Además, la trama de redención del protagonista en pos de una venganza oculta está adornada por diálogos simples, directos y sin complejos. Esto ayuda, en buena parte, a que el filme avance con facilidad.

Cabe recalcar que la participación de Statham también ayuda a vislumbrar atención en la cinta. Ritchie también ha sido responsable de reunir atractivos elencos y de presentarnos nuevos rostros, como ocurrió con Jason Statham, quien tuvo su primer papel en un largometraje en 1998 en la cinta Lock & Stock, a dicha colaboración le siguió Cerdos y Diamantes – 73% (Snatch).

Tuvieron que pasar casi veinte años para que actor y director volvieran a trabajar juntos, pero la espera ha valido la pena, al menos para la mayoría de la crítica que ha tenido comentarios muy animosos para Justicia Implacable.

LO MALO: CLICHERA Y VACÍA

Sin embargo, al terminar la cinta es evidente que está llena de clichés en su género. Sus muchas escenas de acción son trepidantes pero, al final, vacías y sin sentido.

Aunado a ello, sus muchas fallas de guion contribuyen a que pierda valor en el sentido que se vuelve inverosímil.

De hecho, Statham se alza como el protagonista total de una película que parece diseñada para él, ya que una vez más se coloca en la piel del héroe de acción, un hombre implacable, iracundo, que hará ver su suerte a los malos, lo típico de siempre.

Incluso, para los críticos que se han mostrado decepcionados, el reencuentro entre Statham y Ritchie no ha valido la pena. Señalan un guion pobre, un personaje al que le faltó construcción y una trama convencional.

*Recomendación: 3 estrellas de 5. Una película palomera y lo más destacado en el cine

*Plataforma: Estreno en cines

Puedes leer: Berkowitz, cultos satánicos y sacrificios de bebés en la nueva serie de Netflix

Exit mobile version