Vestida de novia escapando de su propia boda con un chico punk, es como Mariana de Miguel, mejor conocida como Girl Ultra, presenta en video su más reciente sencillo “Amores de droga”, pieza en la que concluye que es adicta a enamorarse pues, para ella, este sentimiento es lo más importante que existe.

“Para mí el amor es lo más sagrado, yo no tengo ninguna religión y el amor es lo más cercano a esta espiritualidad. Cuando uno hace esta declaración tan fuerte te das cuenta que, al final, lo sigues buscando, es una búsqueda inalcanzable”, explica Girl Ultra a Reporte Índigo.

Para la cantante, cuando el ser humano se enfrenta a la ruptura de una relación, tiende a buscar una nueva experiencia, y si no, ésta llega sola; se trata de un ciclo interminable inherente a las personas, como un motor extraño y algo químico que se tiene.

Por ello, en casi todas sus composiciones, de alguna manera, le escribe a este sentimiento y sus derivados, el amor visto desde su propia perspectiva, lo que significa para ella el amar o ser amado y poder tener la iniciativa de abordar su propio concepto con libertad.

“La perspectiva que yo tenía cambió mucho en estos dos años, otras formas de amar totalmente, como derribando prejuicios que tenía de familia, amigos, de mis propias relaciones, encontré una libertad diferente en el amar”, comenta.

Y aunque en YouTube comentaron sobre el video “Amores de droga” que podría ser el nuevo “Yo no nací para amar”, de Juan Gabriel, la artista lo toma con gracia porque, así como ella, a pesar de tener canciones desoladoras, también le ha dedicado odas al amor.

El proceso de Girl Ultra durante la pandemia

Sin embargo, realizar este track durante la pandemia la enfrentó a muchos retos creativos, el primero, sobrellevar el encierro y la creencia que se tenía de ser más productivos por todo el tiempo libre con el que se contaba.

“No te voy a decir que aproveché el tiempo como debería, los primeros meses tenía todo el tiempo del mundo, a veces los artistas tenemos menos tiempo para hacer música por las giras, pero en esos meses tenía cero inspiración, era muy contradictorio”, explica,

Al paso de los meses, cuando encontró la inspiración, pudo escribir cerca de 40 piezas, aunque algunas, confiesa, se quedaron en el camino porque no eran lo suficientemente buenas para ella.

Este proceso le permitió explorar una nueva sonoridad y lírica que quería abordar desde hace un tiempo: componer con música club y sonidos del house, algo que estaba sucediendo a finales de los años 90 y principios del nuevo siglo, cuando el R&B estaba en su auge.

“‘Amores de droga’ es un primer acercamiento a la música club, con vocales que provienen del R&B, y que son más pop, más brillantes con un mensaje más crudo. Esta es la primera probadita del material que viene y que saldrá a principios del próximo año”, adelanta Girl Ultra.

Y aunque pasaron casi dos años de no componer música, la cantante originaria de la Ciudad de México explica que este ciclo era el indicado para cumplir su anhelo de explorar más allá del R&B, algo que celebra que en el país esté impactando pues, desde su perspectiva, la ciudad y en todo el territorio se mantienen vivas cosas que en otros lados se apagan, es el caso, por ejemplo, de high energy.

“Me gusta este ejercicio para ver hasta en términos de plataforma de ‘me tienes catalogada como una artista de R&B, ¿qué pasa si te doy una canción club o rock?’, es desafiar a las plataformas un poquito, este modelo que hemos estado viendo en los últimos cinco años”, indica.

“A la música le he dedicado mi vida desde chica, no conozco otra cosa ni otra manera de canalizar mi energía. Creo que me voy a quedar ahí hasta que se deje de sentir bien, espero que nunca”
Girl UltraCantante

El trayecto a nuevas sonoridades

La nueva etapa de Girl Ultra es a través de este reto y experimentación que va más allá de tratar de encajar en un género, pues prefiere provocar con su música una reacción negativa a no hacerlo.

La también escritora ya tuvo la oportunidad de regresar a los escenarios, recientemente en su presentación en Festival Pal´Norte, donde, además de tocar sus éxitos como “Discreción”, “Fuera de lugar” o “DameLove”, pudo dar a conocer en vivo “Amores de droga”, una experiencia única que ya anhelaba.

“Muchos amigos artistas coinciden conmigo que era muy difícil dar una parte de ti, que es una canción y un álbum, y no ver que se completaba el ciclo en vivo y que la gente lo cante, como estas vibraciones, este calor y feedback humano. Sacar esta canción y tener la oportunidad y bendición de sacarla en vivo, sentir su naturalidad encima de un escenario estuvo muy bonito”, comparte.

Además, le atrajo ver cómo la gente siempre estuvo muy dispuesta, entusiasmada y con mucha actitud: “Preparé un show más animado justo para esto, y creo que hubo una buena respuesta. Uno no sabía qué tanto lo necesitaba hasta que hizo falta”, abunda.

Por ello, dentro de sus planes para terminar el año se encuentra anunciar una presentación más en la Ciudad de México y el lanzamiento de otro sencillo hacia inicios de 2022.

A lo largo de su carrera, misma que inició con el lanzamiento de su EP Boys, en 2017, hay una Mariana y una Girl Ultra totalmente diferentes. Tan sólo con la pandemia, así como cambiaron diferentes preceptos e inquietudes, hubo un crecimiento profesional y personal.

“Cambió la idea de ser artista y no sólo para mí, sino para todos mis amigos, la perspectiva que uno tenía porque decías ‘punto A: haces una canción, luego la tuneas’, cambió mucho esta configuración y hemos encontrado nuevas formas de todo. Somos personas totalmente diferentes y se siente bien salir al mundo y encontrarte con estas nuevas personas y este nuevo tú de percibir lo demás”, relata.

Y con Girl Ultra, empezó siendo DJ, pasó por el R&B y ahora experimenta el house; ha sido una evolución y un “mix and match” que ansía seguir mostrando a su público.

“Creo que viene una Mariana un poco más cruda en cuanto a lírica, mucha experimentación sonora, me gusta decir que estoy intentando encontrar una madurez más allá de un género. Girl Ultra no está hecha solamente para ser artista de R&B, hay muchas otras cosas y matices y este álbum es el statement un poco fuerte de lo que puede ser Girl Ultra”, declara.

También puedes leer: El rock no paga payola