Un grupo de científicos internacionales informó que se halló en un paciente 25 anticuerpos que serían capaces de inhibir el SARS-CoV-2, causante del COVID-19.

De acuerdo con los científicos, ocho de esos anticuerpos podrían unirse al virus y las células infectadas, aunque de todos estos, el que más sobresalió es uno que fue denominado como S309.

El hallazgo fue publicado en la revista Nature, y fue liderado por el doctor Davide Corti, del Vir Biotechnology de Suiza, en el que se investigó muestras de una persona que se recuperó.

En específico, este anticuerpo S309 “neutraliza de forma potente los pseudovirus del SARS-CoV-2 y el SARS-CoV, así como el SARS-CoV-2 auténtico, al acoplar el dominio de unión al receptor de glicoproteína S”, revelaron.

Los anticuerpos son moléculas producidas por el sistema inmunológico para combatir las infecciones en el organismo, ya sean víricas o bacteriológicas.

El estudio, que analizó la estructura cristalina del S309, demostró cómo el anticuerpo se une a la proteína de punta del virus.

Puedes leer: Científicos hallan ‘superanticuerpo’ capaz de combatir todas las variantes del COVID-19

Asimismo, revela que el S309, combinado con otro anticuerpo menos potente puede mejorar la neutralización y reducir la posibilidad de que surjan mutaciones resistentes.

El estudio es una “prueba de concepto” que sugiere que tal vez valga la pena investigar combinaciones de anticuerpos monoclonales para controlar el SARS-CoV-2, sugieren los autores.

No obstante, advierten de que para el estudio no se realizaron experimentos con seres humanos.

Por otro lado, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) empezó una revisión en tiempo real de los datos del anticuerpo monoclonal ‘sotrovimab’, desarrollado por la farmacéutica británica GlaxoSmithKline y la estadounidense Vir Biotechnology, como tratamiento para la COVID-19.