Dentro del marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, Cengage Learning, una de las editoriales de información impresa y digital más grandes del mundo, presentó sus distintas plataformas educativas que están revolucionando la forma de enseñanza tanto 
en México como en el mundo.

“El modelo de educación está migrando de un modelo tradicional, en dónde el conocimiento se transmitía en el aula únicamente por el profesor, a un modelo más tecnológico y personalizado gracias a las nuevas tecnologías. Esto presenta nuevos desafíos para los docentes y la sociedad en general”, explica Sebastián Bonillas, director de marketing Latinoamérica 
de Cengage Learning.

El futuro de la educación no se quedará solo en las aulas de clase, saldrá a otros campos por medio de las plataformas digitales en donde se desarrollan experiencias de aprendizaje colaborativas, fomentando la interactividad entre los alumnos con videos, conferencias Web, el uso de redes sociales y experiencias de realidad aumentada.

A pesar de tener un solo maestro y un grupo extenso de alumnos, con el diseño de plataformas digitales de enseñanza la educación cada vez se vuelve más personalizada. Esto permite que, además, la participación de los alumnos sea más activa, lo que conduce a un mejor desempeño y 
aprovechamiento de la clase.

Los alumnos no son los mismos de hace unos años, tanto niños como jóvenes se identifican con el uso activo de las nuevas tecnologías, las experimentan día a día en redes sociales y en sus teléfonos celulares, así 
como al navegar por Internet.

Tanto profesores como alumnos juegan nuevos roles, dónde ambos pueden convivir en un espacio virtual y modificar la información en curso o aportar nueva; las presentaciones del trabajo y el material didáctico se vuelven más prácticos ya que incluso estas plataformas pueden ayudar al maestro a calificar en 
línea y de forma automática.

MindTap

Cengage Learning presentó en la FIL una de sus plataformas educativas digitales más exitosa: MindTap, creada en conjunto con CISCO, líder mundial en sistemas de redes, la cual permite localizar y acceder a información de forma sencilla, organizarla y presentarla de manera 
efectiva para los alumnos.

MindTap tiene la virtud de ser compatible con los sistemas de administración de aprendizaje más importantes, como: Moodle, Blackboard, Canvas y Desire2Learn, que utilizan los centros educativos de enseñanza superior más importantes del país, siendo el Tec de Monterrey el primero en hacer uso de uno de ellos y de migrar al 
sistema MindTap en México.

El sistema de MindTap permite que el maestro diseñe su clase con los fragmentos de texto que le parezcan pertinentes, puede modificar el orden de los capítulos, agregar notas y resaltar partes del texto, así como integrar videos y actividades, hacer exámenes en línea 
y que el programa los evalúe.

Dentro del sistema de MindTap también se encuentra integrada una red social para los miembros de la clase y la posibilidad de que el programa lea todos los textos con la voz y velocidad que se indique, por lo que resulta una herramienta muy útil tanto para 
maestros como alumnos.

Presencia en México

Cengage Learning tiene varias bases de datos disponibles, que en los Estados Unidos y Europa ya están en funcionamiento en la gran mayoría 
de sus universidades.

En Latinoamérica, Cengage Learning tiene presencia en once países, incluidos Colombia, Venezuela, Argentina, Chile y Brasil. En México, algunas universidades están comenzando a hacer uso de alguno de sus servicios como el Tec de Monterrey y la
 Universidad de Chihuahua.

El Consorcio Nacional de Recursos de Información Científica y Tecnológica CONRICYT, creado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología CONACYT, aprobó la contratación de ocho recursos de información científica y tecnológica en formato digital por un monto aproximado de 
167.6 millones de pesos.

Son 445 Instituciones de Educación Superior (IES) y centros de investigación públicos en el país los beneficiados con estos recursos digitales, entre los que se encuentran el Instituto Politécnico Nacional y la Universidad 
de Guadalajara, entre otros.

La incursión de Cengage Learning en las IES permite que los usuarios accedan a información calificada en un rubro específico. En las plataformas Academic One File, Informe y Global Issues in Context, tanto alumnos como académicos tienen acceso a bases de datos, revistas científicas electrónicas, artículos y libros completos
 entre otros servicios.

El costo de uno de los sistemas o bases de datos de Cengage Learning varía según el número de usuarios y necesidades requeridas por la institución en cuestión, pero el costo base puede 
partir de los 3 a 4 mil dólares.

National Geographic

La empresa canadiense–norteamericana Cengage Learning ha creado otra plataforma educativa en colaboración con National Geographic, que reúne en un solo sitio todos los números de la publicación en inglés y reproduce fielmente cada artículo, 
fotografía y mapa presentado
 desde 1888 hasta la fecha.

“Tenemos una clara consciencia de nuestra corresponsabilidad social y queremos integrar las nuevas tecnologías a la educación e incorporar el atractivo visual y el rigor científico de National Geographic”, explicó Enrique Fernández, Director Ejecutivo de Cengage Learning México.

La interfaz que utiliza tanto MindTap como la plataforma National 
Geographic Learning es sencilla y amigable, por lo que puede ser utilizada por usuarios incluso de nivel primaria con 
la asesoría de un adulto.

Educación ‘aumentada’

Actualmente Cengage Learning se encuentra desarrollando un programa de realidad aumentada con tópicos de ciencias naturales y sociales para nivel primaria, dónde los niños puedan asimilar el conocimiento de una forma vivencial al estar 
conectados al programa.

Durante la FIL, se presentó el prototipo de realidad aumentada de la selva tropical, dónde el usuario puede moverse libremente por el espacio virtual y obtener información de la flora y la fauna expuesta, por ejemplo.

Las nuevas tecnologías para la educación facilitan el trabajo de los maestros y permiten que los alumnos participen de una forma activa, sin importar la hora o el sitio donde se encuentren. Además, juntos como grupo hacen uso de los avances tecnológicos que hace que desarrollen nuevas habilidades y que 
se mantengan a la vanguardia.