La 70ma edición del Festival de Cine de Cannes se inauguró ayer en la Costa Azul de Francia donde el cineasta Pedro Almódovar funge como jurado, además estuvo acompañado por las grandes sonrisas de luminarias que incluyen a Will Smith y Marion Cotillard. Pero una disputa sobre el lugar de Netflix en el festival de cine más prestigioso del mundo continuaba acaparando las luces de los reflectores mientras Cannes desenrollaba su alfombra roja.

Y es que por primera vez, Cannes seleccionó dos estrenos de Netflix —”Okja” y “The Meyerowitz Stories” — para la competencia por la Palma de Oro, según AP.