La mala alimentación, junto con factores como un estilo de vida acelerado y la contaminación ambiental, aumentan la incidencia de cáncer de aparición temprana.

De acuerdo con el estudio “¿Es el cáncer de aparición temprana una epidemia global emergente? Evidencia actual e implicaciones futuras” aumentó la incidencia de 14 tipos de cáncer en 44 países.

La investigación, publicada en la revista Nature señala que gran parte de los tipos de cáncer que han aumentado tienen que ver con el sistema digestivo: de estómago, de esófago, colorrectal y de páncreas, entre otros.

Luis Enrique Juárez Villegas, oncólogo pediatra por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), afirmó que en los próximos años habrá una epidemia de cáncer, aunque actualmente el problema ya es visible, pues algunos tipos de cáncer que comienzan a ser frecuentes después de los 50 años ya se presentan en personas menores de 20 años.

“Por ejemplo, en los adolescentes ya es más común que atendamos casos de cáncer colorrectal, y es muy frustrante para nosotros el hecho de que el joven viene con un antecedente de una sintomatología por un tiempo prolongado y que, al no ser un tema recurrente, descartemos el tema de los tumores malignos cuando es lo que presenta”.

“El día a día de los mexicanos es así: desayuno a las 8 o 9 lo que pueda; luego, a las 3 como medio bien y, si tengo suerte, voy cenando a las 8 o 9 de la noche. A veces ni se desayuna. Entonces todo eso va afectando en menor o mayor medida”
Luis Enrique Juárez Villegas,Oncólogo pediatra por la UNAM

El especialista consideró que el estilo de vida de las personas tiene una fuerte influencia sobre la incidencia de aparición del cáncer.

“Si a un niño lo educamos desde que es muy joven a llevar hábitos que son saludables, entonces probablemente cuando llegue a ser adulto no va a ser propenso a tener cáncer o, si lo adquiere, puede tener una alta probabilidad de tolerar mejor el tratamiento y tener una mejor evolución a partir de éste”.

Juárez Villegas señaló que los tipos de cáncer relacionados con el sistema digestivo se deben a los malos hábitos para comer, que también incluyen comer a deshoras o pasar un lapso largo sin ingerir alimentos.

“Mientras menos alimentos procesados consumamos, mientras más balanceada sea nuestra dieta y tengamos hábitos dietéticos saludables, nos irá bien”.

Por otro lado, durante su análisis del estudio, Juárez Villegas comentó que actualmente existen mejores diagnósticos y, por tanto, hay mayor información sobre los elevados índices de cáncer en grupos de personas menores de 50 años. Sin embargo, lamenta que esta mejora no necesariamente signifique detección temprana.

“A pesar de los avances en medicina, seguimos viendo que más de 60 por ciento de los niños con cáncer que llegan al hospital están en etapas avanzadas, y es la misma situación con los adultos”.

Según el estudio, el incremento de los cánceres de aparición temprana se debe, principalmente, a obesidad, sedentarismo, diabetes, tabaquismo, contaminación ambiental, dietas ricas en carnes rojas y azúcares añadidos y malos hábitos para dormir

Te puede interesar: Omomyc: el fármaco experimental que tuvo éxito en su ensayo en humanos contra el cáncer