¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
doPlay

Entretenimiento

Break it: rompe el estrés con esta experiencia

Luz Rangel

En esta habitación de la ira pionera en la Ciudad de México la gente puede acudir a romper objetos de vidrio o personalizados para descargar emociones y después realizar ejercicios de relajación


Mar 6, 2020

Ya no descargues tus emociones contra otros. En la colonia Roma Sur de la Ciudad de México, en el país que ocupa el primer lugar en estrés laboral según la Organización Mundial de la Salud (OMS), existe una habitación de la ira en la que puedes tener una experiencia personalizada, Break It.

Break it es un cuarto que aísla el sonido y cuenta con iluminación especial, una pared de ladrillos contra la cual se pueden romper objetos y un costal de box. Este espacio privado y controlado fue creado por dos mujeres: Érika García y Siari Diana Turner.

“Somos dos socias las que empezamos este proyecto. A las dos nos gusta mucho esta parte de buscar cómo desahogar las emociones, las frustraciones o el enojo del día a día. Entonces, en una charla tal cual, empezamos a platicar de lo divertido que es romper objetos”, menciona Turner.

Ella refiere que el concepto de “anger rooms” comenzó en Japón. Luego llegó a continentes como el europeo y el americano. En la investigación previa a la apertura fueron dos los hallazgos principales: que en México no existía un sitio similar y que ninguno ofrecía una relajación posterior, salvo The break club en Latinoamérica.

“Comenzamos a buscar qué había en México sobre romper cosas y vimos que había lugares en otras partes del mundo. Empezó desde hace muchísimos años en Japón, en Estados Unidos, pero lo que vimos fueron dos cosas: que en México no había y estaba súper raro que no tenía en dónde desahogar el estrés de forma lúdica y agregamos un plus con respecto a otros cuartos de ira porque no encontramos, mas que en Argentina, que hubiera un relax”, comenta.

Después de meses de planeación y pruebas, Break it fue inaugurado en 2019. Es operado por terapeutas en el campo del desarrollo humano y especialistas en psicoterapia emocional e hipnosis.

El objetivo, según la página oficial, es la diversión. No sustituye a la atención médica o psicológica, pero puede ser un complemento.

Las fases de la experiencia de Break It

La experiencia en Break it debe ser cien por ciento consciente. Los participantes no deben estar bajo el efecto de ninguna sustancia.

Si no liberas las emociones, te consumen por dentro. Si las sacas, puede ayudarte a tener equilibrio, pero no hay que vomitárselas al de enfrente. Es una cuestión individual, no es que alguien realmente termine afectándote. Aquí puedes gritar y nadie te va a estar juzgando porque te enojas

- Siari Diana Turner

Cofundadora

Cada sesión dura 45 minutos y se divide en tres fases. La primera es la del equipamiento con un overall, guantes y casco y las reglas a seguir. No está permitido dañar el mobiliario, quitarse la protección, dañar a otros o a uno mismo, para lo cual se firma una carta responsiva.

Luego viene la estancia en la habitación de la ira mientras suenan canciones solicitadas por la persona que va a romper botellas de vidrio o aparatos electrónicos que fueron desechados y se reciclan para esta actividad. Otros objetos, fotografías o frases también pueden utilizarse.

“Piensa en situaciones o personas con las que quieres romper. Decir, por ejemplo, ‘ya no quiero un jefe dictador o relaciones tóxicas’ y con esa intención rompes. La ambientación causa una situación de encierro. Hay un costal para que la gente pueda golpearlo si todavía tiene energía”, dice Turner.

La terapeuta explica que el cuerpo humano funciona en un ciclo de energía donde debe haber una descarga y después una relajación. La gente que acude está en tensión, durante la sesión ésta se incrementa. Después de romper objetos, la gente todavía tiene adrenalina que hay que canalizar.

“Te quedas hasta un poco tembloroso y por eso le agregamos una parte muy específica, porque para nosotros es tan importante el romper y desahogar como el equilibrarse después para el día a día. Esa es la diferencia de Break it con otros cuartos de ira en el mundo”, afirma.

En la habitación para relajarse hay una hamaca y una cama de masajes que se acompañan con aromaterapia y meditación.

Se requiere ropa cómoda y calzado cerrado y con suela gruesa

“Primero se hacen movimientos con el cuerpo para bajar la energía y también para tomar conciencia de tu respiración y de que tienes un cuerpo. La paz y la tranquilidad va a venir después de descargar y la idea es reconectar”, asegura.

En estos meses Turner reconoce el recibimiento de parejas y grupos, con más de 18 años de edad.

“Los paquetes están dirigidos en dos personas cuando mucho, pero a veces hemos recibido familias, los papás vienen con sus hijos o hijas aunque sean menores de edad. También podemos hacer alianzas con empresas, cerramos el lugar sólo para los empleados y van entrando por equipos, luego de actividades intermedias”, detalla.

Puedes consultar los paquetes en: breakitmexico.com/

¡Cuidado!

Break it no es recomendable para personas con enfermedades cardíacas, con presión alta, dolores de columna crónicos, trastornos mentales o epilepsia; para quienes hayan sido sometidos a cirugías recientes ni para mujeres embarazadas.

También puedes leer: Estrés provoca problemas mentales en 3 de cada 10 empleados


Notas relacionadas

Jun 30, 2020
Lectura 5 min

Jun 16, 2020
Lectura 5 min

Jun 15, 2020
Lectura 6 min

Entretenimiento

Cotorrea con Anabel Ferreira en vivo

José Pablo Espíndola


Jun 15, 2020 Lectura 6 min

Jun 12, 2020
Lectura 2 min

Comentarios