Este miércoles, una nave de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) que chocará deliberadamente contra un asteroide despegó con éxito, informó la agencia espacial.

La nave espacial DART, que en inglés significa dardo, está diseñada para probar técnicas de defensa planetaria activa.

Desde hace años, la NASA, en colaboración con la Agencia Espacial Europea (ESA), ha trabajado en un sistema de defensa planetaria y este 24 de noviembre la nave por fin despegó de la Tierra.

La misión DART o Prueba de redireccionamiento de doble asteroide despegó a las 10:21 pm PT del martes (1:21 am ET del miércoles) a bordo de un cohete SpaceX Falcon 9 desde la Base de la Fuerza Espacial Vandenberg en California.

¿Cuál es el objetivo?

La misión es el primer intento de científicos de desviar un asteroide con el propósito de proteger la Tierra, aunque esto solo es un ensayo pues, hasta ahora, ningún asteroide ha representado alguna amenaza.

El objetivo real de la misión se llamada Dimorphos, que es una pequeña luna que órbita el asteroide Didymos, cercano a la Tierra.

Lee: NASA difunde la fotografía la nebulosa Pata de Gato tomada por el Telescopio Spitzer

“DART solo cambiará el período de la órbita de Dimorphos en una pequeña cantidad. Y realmente eso es todo lo que se necesita en caso de que se descubra un asteroide con mucha anticipación”, dice Kelly Fast, de la oficina de coordinación de defensa planetaria de la NASA.

También será la primera vez que los humanos alteren la dinámica de un cuerpo del sistema solar de una manera mensurable, según la Agencia Espacial Europea.

La verdadera prueba de esta tecnología para desviar asteroides será hasta septiembre de 2022, cuando la nave espacial llegue a su destino, en esta fecha se sabrá si se logró el impacto.