La vida vegetal en la Antártida sólo existía en alrededor del 0.3 por ciento, pero ahora está creciendo rápidamente debido al cambio climático, científicos han encontrado un fuerte aumento en la actividad biológica en los últimos 50 años, según una publicación de Current Biology. La Península Antártica es una de las regiones del planeta que ha sufrido el calentamiento más rápido, con un aumento de temperatura de aproximadamente 0.5 grados Celsius por década desde los años 1950.