El alcalde de Apodaca, Cesar Garza, presumió la llegada de 11 unidades nuevas que son parte de la reestructura del Sistema de Transporte Público. Sin duda, en lugar de aventar confeti por la llegada de estos camiones chinos, en primer lugar, tendría que cuestionar por qué no ha llegado el lote completo de 800 prometidos para la Zona Metropolitana.

La reestructura del transporte público no se puede concretar sin que lleguen estos camiones, para entonces, a partir de ahí, consolidar el proyecto.

Garza también debería cuestionar por qué estas unidades cobran 15 pesos, cuando no se trata de una tarifa autorizada.

Y, lo más importante, Cesar Garza debería solidarizarse con la diputada del PRI, Lorena de la Garza, quien no ha quitado el dedo del renglón en su exigencia para que lleguen todas las 800 unidades y que se vea un avance en la reestructura del transporte, que tanta falta hace.

Y es que, nos dicen, difícilmente llegarán todos los camiones para el primer informe de Gobierno de Samuel García.

Fuego amigo a Rojas Veloquio

En la Secretaría del Trabajo estatal, nos dicen, se abrió el fuego amigo interno para desgastar el trabajo del titular, Federico Rojas Veloquio.

Llama mucho la atención la grilla hacia Rojas Veloquio, quien tiene el respaldo de la Iniciativa Privada, sobre todo del llamado “Grupo de los 10”, nos dicen. Pareciera que se busca un rompimiento de los industriales con el Gobierno estatal.

Nos dicen que, en los pasillos de esta Secretaría, se señala al subsecretario de Trabajo, Adrián González, y al subsecretario de Capacitación y Empleo, Arturo Cavazos Leal, quienes parecieran que buscan desgastar a Rojas Veloquio en lugar de atender sus labores.

No es un secreto que González desea ser el secretario de esta dependencia, y así lo busco desde que inició la actual administración, pues ponía sobre la mesa la cantidad de votos que logró con su esposa, Mirna Bahoo, cuando fueron candidatos por Movimiento Ciudadano en Apodaca. Veremos cómo sigue la grilla en la Secretaría del Trabajo.