En el entorno del presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado de la República, Ricardo Monreal, perciben que la reciente resolución de la Comisión Nacional de Honor y Justicia, que ordena la separación de la senadora Lilly Tellez de la bancada guinda es un nuevo ataque de Héctor Díaz Polanco en contra del zacatecano, al que se suma la sanción por supuestas irregularidades en la elección de Mónica Fernández como presidenta de la Mesa Directiva en detrimento de Martí Batres. No es la primera ocasión que la Comisión que preside Díaz Polanco intenta dar un manotazo en el Senado, a pesar de que no debería interferir en las decisiones internas de los grupos parlamentarios. Al inicio del periodo ordinario ya intentó sin éxito que se repitiera la votación para la elección de Fernández. De momento Monreal ha salido prácticamente indemne, pero con la pugna por la dirigencia del partido, los ataques seguro continuarán.

Rodríguez Vallejo, sin respuestas

El gobernador de Guanajuato Diego Sinhue Rodríguez Vallejo no solo minimizó el haber sido exhibido en Palacio Nacional por ser el gobernador que menos asiste a las mesas de seguridad, sino que afirmó que continuará sin presentarse pues dichas reuniones, afirma, no ayudan a combatir la inseguridad. Habría que recordarle al mandatario que la estrategia que tiene en su estado (si es que hay alguna) tampoco parece funcionarle, pues su entidad encabeza la lista de homicidios a nivel nacional durante 2019. El cierre de año en Guanajuato está siendo extremadamente violento con los recurrentes atentados en contra de los elementos policiacos y sucesos como el enfrentamiento del día de ayer que dejó un saldo de 8 muertos en Irapuato. ¿Para todo eso también tiene una respuesta Rodríguez Vallejo?

¿No más Casas de Gobierno?

Con la intención de continuar con las políticas de austeridad a nivel federal, el diputado Sergio Gutiérrez Luna, del grupo parlamentario de Morena, planteó la necesidad de que se deje de destinar recursos públicos para la compra y mantenimiento de bienes inmuebles que sean destinados a casas y residencias oficiales por parte de los gobiernos de los estados. La iniciativa sin duda será una de las que darán mucho de qué hablar en el próximo periodo ordinario.