La próxima elección del nuevo dirigente del PAN en el Estado y la renovación del Comité Directivo Estatal está provocando tensión entre los líderes de la neocúpula albiazul.

Es precisamente esta pugna cupular la que está detrás de la confrontación que existe en torno a la designación del próximo coordinador de la bancada panista para la siguiente Legislatura.

El ex alcalde nicolaíta, Zeferino Salgado, ha mandado ya varias señales de que no pretende cumplir el acuerdo para que Juan Carlos Ruiz, ex dirigente estatal del PAN, fuera ungido líder del rebaño panista en el Congreso.

Este enfrentamiento lo están aprovechando diputados electos como Enrique Barrios, Luis David Ortiz y Alfredo Rodríguez para sacar tajada y promoverse entre los panistas para conseguir su apoyo para la coordinación.

Incluso, esta situación provocó que hasta Sandra Pámanes, actual líder del PAN en Nuevo León, esté considerando la posibilidad de reelegirse en octubre tres años más como presidenta del CDE.

En este caso sería importante saber a quién apoyarían los consejeros afines a Raúl Gracia, quienes son mayoría en el Consejo Estatal del PAN, órgano que designará al nuevo dirigente del partido.

¿Dónde está el gobernador?

Rodrigo Medina continúa con su estrategia “de avestruz” para no dar la cara a los medios de comunicación.

La última: entre sonrisas y saludos, el mandatario estatal eludió ayer a los reporteros después de su intervención en un evento organizado por la Secretaría de Salud en Cintermex.

Medina se enfiló con prisa a una reunión privada con funcionarios estatales en el salón Monterrey 400 del centro de convenciones, mientras los periodistas lo esperaban afuera.

Durante una hora, Daniel de León, quien sigue como jefe de prensa del Estado, prometió una entrevista breve con el gobernador porque su “agenda estaba muy apretada”.

Incluso el funcionario pretendió dar línea a los reporteros advirtiéndoles que sólo admitiría preguntas relacionadas con el tema de salud de Nuevo León y la visita a la entidad del secretario federal de Salud, Salomón Chertorivski.

Pero finalmente Medina le hizo a la David Copperfield y se esfumó de Cintermex.

En su lugar aparecieron el secretario de Salud, Jesús Zacarías, y el tesorero del Estado, Rodolfo “El Maromas” Gómez, a quien cuando se le cuestionó sobre las ampliaciones presupuestales prácticamente huyó del Parque Fundidora.

Ismael hace en juárez negociación política

La decisión tomada ayer por los magistrados del Tribunal Electoral de Nuevo León de posponer una vez más su fallo sobre el caso de la elección de la Alcaldía de Juárez, confirma la negociación política que se está fraguando.

Javier Garza y Garza, magistrado presidente del Tribunal Electoral de Nuevo León, sacó de última hora  del orden del día la resolución del juicio de inconformidad que presentó el PRI en contra de la presunta inelegibilidad del alcalde electo del PAN, el cetemista Rodolfo Ambriz.

¿Estará negociando Humberto Medina Ainslie, padre del gobernador, con el líder de la CTM Ismael Flores? ¿Sacrificarán al cetemista Ambriz para quitarle la Alcaldía al PAN y poner a un priista?