¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

Si la participación de panistas en la elección interna que se organizó el domingo para elegir a Ricardo Anaya como candidato del PAN a la presidencia es un referéndum sobre la dirigencia de Mauro Guerra, el líder estatal hoy mismo estaría depuesto sin ninguna posibilidad de reelegirse en el cargo como pretende.

Si el domingo acudió el 30 por ciento de los panistas registrados en el padrón de Nuevo León a votar por Ricardo Anaya es mucho.

El desaire del domingo de la militancia panista de Nuevo León no sólo fue a Anaya, sino a los líderes de Nuevo León que han manejado a su antojo el partido a nivel local engañando y mintiendo a la dirigencia nacional.

Como estarán las cosas en el PAN de Nuevo León, que el dirigente estatal no tiene el valor para destituir como presidente del PAN de Monterrey a Miguel Ángel García, quien está en plena negociación para pasarse a Morena.

Fue Miguel Ángel el que ayer le dio la bienvenida a Felipe Cantú, candidato panista a la alcaldía de Monterrey, cuando este acudió al centro de votación.

Mujeres panistas inconformes

Al tema de la diputada Brenda Velázquez, quien está acusando al PAN de haberla discriminado por su embarazo de la contienda por el Senado, súmele el caso de Eva Margarita Gómez Tamez.

La diputada local del PAN fue enviada al matadero a competir por la candidatura a la alcaldía de Allende con el actual alcalde Silverio Flores.

La legisladora sólo hizo el ridículo en la contienda, que ganó con facilidad el presidente municipal apoyado por la cúpula albiazul.

Si Gómez Tamez estaba buscando razones para deslindarse del PAN, después del domingo le sobrarán motivos para hacerlo. ¿Lo hará?

Dejan mudo a Samuel

Lo que parecía imposible pasó ayer en el Congreso del Estado: el diputado de Movimiento Ciudadano, Samuel García, se quedó mudo.

El candidato a Senado fue interceptado ayer en el Congreso por Jesús Alberto Abascal Uckles, quien la semana pasada renunció a Movimiento Ciudadano alegando que le estaban cargando a su cuenta recursos de precampaña que no había gastado.

Abascal Uckles abordó a Samuel en el vestíbulo y le devolvió el kit de precandidato que a su vez el partido le había dado.

Nervioso, incómodo por la escena, Samuel recibió la bolsa e increíblemente se quedó callado. Abascal Uckles anunció ayer que presentó una denuncia ante la PGR por desvío de recursos al presidente de Movimiento Ciudadano en Nuevo León.

La fiesta de Enrique Torres

El fin de semana Enrique Torres, secretario de Administración del Estado, celebró su cumpleaños con una fiesta donde tiró la casa por la ventana.

La lista de invitados de Torres fue muy variada: desde el gobernador con licencia Jaime Rodríguez, empresarios como Jaime Rivero Santos hasta políticos priistas como Abel Guerra y la alcaldesa de Escobedo, Clara Luz Flores.

El que estuvo de pisa y corre con el festejado fue el gobernador interino Manuel González, quien se retiró minutos antes de que llegara “El Bronco”.


* Esta opinión no refleja la del periódico

Notas relacionadas

May 22, 2018
Lectura 3 min

May 21, 2018
Lectura 3 min

May 17, 2018
Lectura 3 min

Comentarios