¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

Todo parece indicar que la jornada electoral del próximo domingo será un reflejo de lo que fue la campaña y el año: miedo, amenazas y violencia. Aún no comienza el día cero y ya tenemos a los primeros que decidieron bajarse para cuidar su vida y la de su familia. En Pochutla Oaxaca, el Presidente y la Secretaria del Instituto Electoral local decidieron renunciar tras varias amenazas de muerte.

Dicen que la burra no es arisca, la hicieron y es que en Pinotepa Nacional, el mismo día, fue asesinado a balazos un funcionario del Instituto Nacional Electoral en la puerta de su casa. Una lástima lo que está pasando.

Empresarios se cambian de equipo

Dos empresarios cercanísimos al poder están en la mira. Se trata de dos constructores que buscaron en innumerables ocasiones reunirse con el candidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador sin lograrlo. El coqueteo fue intenso al grado que a uno de ellos le rechazaron su pretensión de entregar una fuerte cantidad de dinero a la campaña de Juntos Haremos Historia. Ahora desde la más alta esfera del poder se preguntan ¿A eso se le llama lealtad? También dicen que la respuesta no esperará mucho.

A esperar resultados

Luego de que nuestro canciller Luis Videgaray se inconformara frente a la política “tolerancia cero” de Donald Trump, que ha separado a miles de familias migrantes, habrá que esperar la respuesta. Y es que apenas el día de ayer pidió a la ONU su intervención. Pero Estados Unidos ya ni siquiera está en el Consejo de Derechos Humanos. Se espera obvio que la respuesta sea efectiva y que pronto los niños migrantes, sean el número que sean, puedan reunirse con sus familias. Pero con Trump de nada sirven las esperanzas. Atentos.


* Esta opinión no refleja la del periódico

Notas relacionadas

Nov 14, 2019
Lectura 2 min

Nov 13, 2019
Lectura 2 min

Nov 12, 2019
Lectura 2 min

Nov 11, 2019
Lectura 3 min

Comentarios