¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

Los magistrados de la Sala Superior del Tribunal de Justicia Administrativa, Rodrigo Maldonado Corpus y Cruz Cantú Garza, están apostando fuerte para que la Fiscalía Anticorrupción desestime la denuncia que fue presentada en su contra por haber revocado ejecutorias con el carácter de cosa juzgada de forma deliberada y arbitraria con el objetivo de beneficiar a los desarrolladores del proyecto Vía Norte en San Nicolás.

Además de utilizar su red de contactos para buscar una reunión con Javier Garza y Garza, fiscal Anticorrupción, los magistrados están recibiendo el apoyo de dos medinistas.

Se trata de Javier Flores Saldívar, abogado de Rodrigo Medina y exprocurador estatal, y de Héctor Zertuche García, consejero jurídico durante el sexenio de Medina de la Cruz.

El pasado martes, un día después de que fue presentada la denuncia, ambos personajes se presentaron en las oficinas del Tribunal para comenzar a delinear la estrategia de defensa, nos comentan.

Además de sus conocimientos legales, también pretenden utilizar su red de contactos para lograr que al final no se admita la demanda.

A Maldonado Corpus se le ha identificado como afín al exmandatario Rodrigo Medina, quien lo propuso para llegar al Tribunal de Justicia Administrativa en marzo de 2012, a pesar de no tener experiencia para el cargo, pues su actividad litigante había estado más enfocada a cuestiones laborales.

Primeras impresiones del informe

Muchos trabajadores de Gobierno batallaron para ocultar su incredulidad por un video que se les presentó con los “avances” que el gobernador Jaime Rodríguez Calderón ha hecho en sus tres años de gestión.

Resulta que el pasado martes, algunos trabajadores de la administración estatal fueron convocados en el piso 17 de la Torre Administrativa por el subsecretario de Atención Ciudadana y Asuntos Jurídicos, Homero Cantú, para mostrarles un video en donde se “destacan” todas las obras y acciones de “El Bronco”.

Dicen que cuando los trabajadores escuchaban el discurso de Cantú no sabían si reír o llorar ante la exposición, pues ya perdieron la fe en el gobierno independiente.

A los trabajadores les pidieron que aprovechen sus vacaciones de Semana Santa para que informen y promuevan “todos los logros” del gobierno de Rodríguez Calderón.

Aunque lo que la mayoría se preguntó en voz baja fue qué era lo que iban a promover, si el gobierno no ha hecho nada y ya no tiene credibilidad.

Una de las cosas en las que más les han hecho énfasis es que hablen del beneficio de la Presa Libertad, una obra que aún no comienza, pero de la que ya quieren que se hable bien.

El audiovisual también presume, entre otras cosas, la reparación que se han hecho en las carreteras de los municipios del sur, pero por lo que nos cuentan, no convence a nadie.


* Esta opinión no refleja la del periódico

Notas relacionadas

Sep 13, 2019
Lectura 3 min

Sep 12, 2019
Lectura 3 min

Sep 11, 2019
Lectura 3 min

Sep 10, 2019
Lectura 3 min

Comentarios