¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

Que la cosa se está poniendo peor en Monterrey, porque el ingrediente que nos faltaba –a parte de las declaraciones gloriosas del vocero del gobierno- es la división de los Zetas.

Así que hay guerra del Cártel del Golfo contra ese grupo y gente de Los Beltrán Leyva en San Pedro.

Pero también células de Zetas renegados que llegan de otras ciudades como San Luis, Zacatecas y Torreón, porque allá Iván Velázquez “El Talibán” o “Z-50”, ya está peleando contra sus ex compañeros del crimen.

Y ahora una división de los de la letra que ya trae peligrosamente nerviosos a todos los delincuentes de ese grupo aquí en la ciudad.

A ver, ¿dónde está la IP de Nuevo León que hace dos semanas difundió que había un bajón en la percepción de inseguridad?

¿Y el general Noé Sandoval, que ya ve muy debilitados a Los Zetas?

¿Y Jorge Domene, que dice que ya bajó la presencia de Zetas en el estado gracias a las aprehensiones estatales?

No cabe duda que para Monterrey viene un mes patrio de mucho fuego y de mucho cohetón…

Agandalle priista en la Judicatura

La designación de Héctor Zertuche García como nuevo consejero de la Judicatura del Estado, realizada el domingo por el Congreso del Estado,  asegura ya un próximo litigio entre el PAN y el PRI.

La mayoría priista sacó adelante el nombramiento de  Zertuche García, subprocurador jurídico del Estado, como el sustituto del ahora senador Raúl Gracia en el órgano que administra y controla el Poder Judicial del Estado, que encabeza la magistrada Graciela Buchanan.

Sin embargo, el acuerdo aprobado por los diputados no precisa que Zertuche García ocupará el cargo hasta el 31 de enero del 2013, día en que concluía el periodo de cinco años por el cual fue designado Gracia como representante del Poder Legislativo.

La maniobra seguramente impulsada por Humberto Medina Ainslie, padre del gobernador, pretende arrebatarle a la próxima mayoría panista el poder de designar al colaborador de la magistrada Graciela Buchanan.

Los panistas expulsados y las pruebas en su contra

La semana pasada el Comité Directivo Estatal del PAN acordó expulsar al actual alcalde del municipio de  Anáhuac, Santos Javier Garza, además de cerca de 50 albiazules supuestamente por haber traicionado al partido político en la pasada elección.

A Garza lo acusan de haber apoyado al candidato del PT en las pasadas elecciones y de ser responsable de la derrota que sufrió en las urnas el candidato albiazul Eduardo Campos Espinoza.

¿Se acuerdan de él?…

Es el mismo que supuestamente sufrió un ataque por parte del crimen organizado, que no quiso denunciar el atentado y que hoy ya partió de ese municipio.

Las pruebas contra el edil panista para expulsarlo son contundentes por lo menos para el CDE encabezado por Sandra Pámanes: dos cartas, una de ellas escrita a mano, de panistas de Anáhuac que denuncian que el alcalde apoyó a otro partido político.


* Esta opinión no refleja la del periódico

Notas relacionadas

Jun 12, 2020
Lectura 3 min

Feb 6, 2020
Lectura 3 min

Sep 13, 2019
Lectura 3 min

Sep 12, 2019
Lectura 3 min

Comentarios