Bajo un escenario amenazante por rebrote de coronavirus, la Liga BBVA MX prepara un informe protocolario para abrir las puertas de los estadios al público en los próximos días. En apariencia, están calculados los peligros y un regreso paulatino con restricciones, pero la ciencia dice otra cosa.

Los semáforos que indican la salud sanitaria en los actuales tiempos de la epidemia no son señales de tránsito, sino de riesgo verdadero y los eventos masivos no deben realizarse en lo que resta del año, advierte el epidemiólogo Morgan Guerra Gea.

La liga de primera división elaboró ya una especie de cuaderno de cargos para cada plaza y con capacidad limitada, es decir, con los inmuebles a un máximo de 30 por ciento de su capacidad, con medidas de espacio suficiente entre un espectador y otro para guardar la sana distancia, y los clubes locales serán responsables de que cada protocolo se realice.

“Las experiencias internacionales indican que en cualquier lugar donde hay una concentración de personas existen brotes de estos virus. Los eventos masivos son foco de contagio muy importante. Se prevé un aforo del 30 por ciento, pero son estadios para 25 a 50 mil personas, o mucho más en el Azteca (95 mil). Hablas de miles de personas.

“(Puede ayudar) la sana distancia, con espacios de dos metros entre cada persona y cubrebocas para mitigar esto, pero estamos muy lejos aún en México de abrir las puertas a eventos masivos, porque lo único que harás en sitios que están de amarillo a verde, es que regresen al semáforo anterior. Este año se debe cerrar a todo lo masivo”, explica el Maestro de Ciencias en Salud Púbica, Administración y Epidemiología.

La Serie A italiana estudia una suspensión luego de un rebrote de COVID-19 en 14 jugadores militantes del Génova y el Nápoles.

“Viene el invierno y con el frío no sólo seguirá el COVID sino coinfecciones de influenza y otros virus característicos de esta temporada. Por eso no es buen momento para abrir”, argumenta Morgan.

TODO ‘FRÍAMENTE CALCULADO’

El dinero pareciera no ser un factor trascendente para reflejar la urgencia de meter a los fans en escena. Los ingresos promedio para una entidad futbolística de la Liga bajo el concepto de taquilla son del 17 al 20 por ciento.

El ingreso por asistencia a estadios, dependiendo de su capacidad, es de 10 millones de pesos en promedio por juego ordinario, es decir, no de Liguilla o conmemorativo, que suele duplicarse por concepto de esquilmos, según Fan Datos de CID Consultoría. Pero todo queda reducido a menos de la tercera parte, por el control que se plantea.

“Lo que ocurra en el campo no se verá afectado por lo que ocurra en las tribunas”, comentó Enrique Bonilla, director de la Liga, entrevistado por Fox Sports, como para recalcar que los jugadores estarán aislados por completo, como lo dicta el código sanitario recomendado por la FIFA.

SEMÁFORO TITUBEANTE

Al viernes 26 de septiembre se reportaron 720 mil 858 contagios confirmados acumulados de COVID 19, de los cuales 35 mil 973 casos se detectaron activos y 75 mil 844 fallecidos, mientras que en la nueva señalización del semáforo nacional de alerta, Campeche se convirtió en el primer estado en pasar a verde, mientras 15 quedaron en naranja y 16 en amarillo.

Hasta la fecha de la publicación de esta columna (jueves 1 de octubre), apenas dos de las plazas del futbol de primera división podrían contar con la licencia sanitaria de acuerdo al semáforo de medición de gravedad de contagios por coronavirus, el caso de Xolos, Necaxa y Querétaro.

Las entidades reportadas en semáforo naranja son: Baja California Sur, Zacatecas, Nayarit, Jalisco, Colima, Michoacán, Estado de México, Ciudad de México, Guerrero, Quintana Roo, Yucatán, Veracruz, Hidalgo, San Luis Potosí y Nuevo León.

Mientras que las que quedaron en amarillo son: Baja California, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Tamaulipas, Sinaloa, Durango, Aguascalientes, Guanajuato, Querétaro, Puebla, Morelos, Tlaxacala, Oaxaca, Tabasco y Chiapas.

La Ciudad de México y el Estado de México son las entidades con mayor número de casos activos estimados (con fecha de inicio de los últimos 14 días por el índice de positividad, por entidad y semana epidemiológica). A nivel nacional se calculan 35 mil 973 contagios.

Guerra Gea precisa que en México no se hacen las pruebas rigurosas de análisis clínicos para tener una información certera sobre el estatus de la epidemia

“Estamos muy lejos de una nueva normalidad en términos de regresar al trabajo, porque México es el país que menos pruebas realiza por cada 100 mil habitantes y lamentablemente la estrategia seguida es medir la ocupación hospitalaria, lo que no te da una estado real de la epidemia.

“No hay suficientes datos para considerar que la pandemia está en reducción. En otros países que padecieron antes, ya vivieron un rebrote. Con cualquier concentración humana, aunque se realicen medias preventivas, se pone en riesgo a la población y todo puede ser peor”, asevera.

DISCIPLINA DE CRISTAL

El cuaderno de protocolos por la pandemia que posee la Liga BBVA MX tiene 31 páginas, inspirado en los reglamentos adyacentes recomendados por la FIFA a sus distintas confederaciones. Sin embargo, el rigor es distinto, hasta en el detalle de que en México no se prohíbe el intercambio de camisetas.

Ante amenazas de rebrote, otros países actuaron ya de forma enérgica. En Inglaterra, el primer ministro Boris Johnson tomó la decisión de no abrir los estadios al público en lo que resta del año.

Argentina tenía pensado regresar a los hinchas desde el 25 de septiembre, pero prefirió retrasar al menos otro mes, sin que se tenga aún una fecha definida al respecto. La AFA dejó en manos de las autoridades gubernamentales esta determinación.

UN CONSEJO DEBE DETERMINAR

Enrique Bonilla, titular de la Liga BBVA MX, explica que cada decisión de su organismo va respaldada por la autorización de la Secretaría de Salud.

Para eso (abrir las puertas de estadio) se requiere que haya semáforo amarillo y verde, además debe de haber un protocolo general que ya revisamos con dos directivos de laLiga MX”, señaló el titular de la dirección general de Promoción de la Salud, Ricardo Cortés, en entrevista con W Radio.

Morgan Guerra Gea consideró que decisiones de este calibre debieran ser supervisadas por el Consejo de Salubridad General.

“Desde la iniciativa privada y las voces académicas, solicitamos a las autoridades que se le vuelva a dar un papel central al consejo, la autoridad máxima de salud en el país, porque reporta directamente al Presidente (de la República), formado por autoridades del gobierno y figuras académicas de alto renombre y se toma un consenso, lo que es muy sano porque permite la crítica y repartir la responsabilidad entre varios actores, y (las decisiones) no se quedan en manos de pocas personas”, dijo el CEO de Previta a Reporte Índigo.

CONDICIONES PARA EL REGRESO DEL PÚBLICO

> Los fans deberán cumplir con estrictas medidas sanitarias, entre ellas, el uso de cubreboca.

> Al menos un metro y medio de distancia deberá existir entre un fan y otro en el graderío.

> El club local será responsable de que todos los protocolos se realicen, so pena de recibir una sanción.

> La sincronización con la Secretaría de Salud indicará el mejor momento para abrir el estadio al público, es decir, el indicador mínimo de semáforos, de amarillo a verde.

Héctor Quispe es un periodista que analiza sobre negocios y deporte con más de 30 años de experiencia, así como profesor universitario en estas materias