Reporte Indigo

Desde mi palco

F1: el motor-imperio japonés

Este fin de semana, en el Gran Premio de Turquía, los Red Bull Honda de Max Verstappen y nuestro “Checo” Pérez cambiarán radicalmente

Este fin de semana, en el Gran Premio de Turquía, los Red Bull Honda de Max Verstappen y nuestro “Checo” Pérez cambiarán radicalmente

Este fin de semana, en el Gran Premio de Turquía, los Red Bull–Honda de Max Verstappen y nuestro “Checo” Pérez cambiarán radicalmente su decoración dejando de lado el azul profundo –casi negro– por el color blanco con un círculo rojo intenso estilizado que permita incrustar tanto los patrocinadores de la Escudería como el icónico “Toro Rojo” que distingue a la marca sobre el lomo del auto. Esto será un homenaje a Honda, el poderoso fabricante de vehículos motorizados, que va mucho más allá de los automóviles, y que es el fabricante de motores Fórmula Uno de Red Bull y su segunda división, Alpha Tauri.

HONDA SE VA… PERO NO SE VA

La marca japonesa se retira de la Fórmula Uno al caer la bandera del último Gran Premio de esta temporada no por falta de presupuesto, sino por dedicar su esfuerzo a la investigación y fabricación de vehículos y plantas de poder alimentadas por energías alternativas.

Red Bull y Honda mantendrán una estrecha alianza muy ‘sui géneris’, desarrollando el nuevo “Red Bull Powertrains”, manteniendo buena parte de la base del grupo de Ingenieros y trabajadores, mayoritariamente japoneses, con base en Inglaterra. De esto, abundaremos en otra ocasión.

EL BLANCO ES JAPONÉS

Este fin de semana, Japón debió celebrar su Gran Premio F1 que se suspendió por temas de Coronavirus. La F1 decidió sustituirlo con Turquía y Red Bull decide realizar un homenaje de agradecimiento a su exitosa alianza y no hay mejor manera que utilizar el color blanco con el “Sol Naciente” plasmado en un círculo rojo intenso, que son los colores emblemáticos oficiales ante la FIA del automovilismo japonés.

Honda fue y vino como escudería individual en varias etapas en los 70 años de Grandes Premios, con más o menos éxito. Su fortaleza, sin duda, se ha dado en sus alianzas con Escuderías a las que entregó plantas de poder muy exitosas como Williams, Lotus y Spirit Tyrrell. Basta recordar la poderosa alianza con aquel arrollador McLaren, con el bien amado Ayrton Senna y Alain Prost ganando más allá del título 1988, 15 de los 16 Grandes Premios de esa temporada.

Como dato no menor, Honda ganó su primer Gran Premio como escudería y como motorista en el GP de México de 1965 con el norteamericano Richie Ghinter al volante.

RED BULL Y HONDA

Solo que este homenaje que realiza Red Bull no es un reconocimiento a este legado histórico, sino a la alianza pasada, presente y futura de ambas empresas, relación que se fortalece con el acuerdo de desarrollar las plantas de poder “Red Bull Powertrains”.

Por lo pronto, en Turquía rodarán los siempre espectaculares Red Bull, que ahora lucirán más vistosos con ese decorado inspirado en los colores del imperio japonés… así de fácil…

Exit mobile version