¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

La crisis sanitaria empieza a reflejar el verdadero rostro de las personas, de las industrias y claro, del gobierno, una distopía absurda, que sigue resultando inimaginable para cualquier ficción.

Los espacios públicos en Ciudad de México se encuentran sitiados por elementos de seguridad pública, impidiendo el claro paso peatonal, las taquillas del metro cierran a las seis y media de la tarde, restringiendo el uso del transporte público y los restaurantes en su mayoría tienen cerrado su servicio de comedor, para obligar al consumidor a solo pedir a domicilio o mejor dejar de comer en la calle.

Y poco a poco la economía se fractura más, con un Estado paternalista que dice que “todo estará bien para mayo”, enserio, es de risa sardónica creer que saldremos de esta cuestión en dos meses.

Por favor, volteen a ver a China, ellos en cuatro meses apenas están mitigando este problema, bastante mal librados, y cabe resaltar que siguen mancos, rengos y adoloridos en sus dineros, por lo que paulatinamente se logrará ver una sanación.

Gobierno federal, se realista con la gente, México logrará encarrilarse en sus finanzas y vida pública hasta agosto, diles la verdad, háblales con honestidad, sin tapujos o soluciones ramplonas, hazle ver a la ciudadanía la cruda realidad, nadie necesita esperanza, necesitamos verdades.

Y hablando de industrias, específicamente aquellas que venden productos en línea como Walmart México, ya se encuentran en un colapso, lo narro desde mi experiencia personal, ya que su sistema informático se encuentra saturado, al punto de ni siquiera es funcional, y quienes atienden al teléfono (después de 40 minutos en espera) nada resuelven ante los pedidos.

Para colmo, nadie notifica que los productos van en camino o están listos para su recolección, ellos piden comprensión por la situación actual, pero si el cliente decide cancelar, sin saber que ya el artículo le está esperando en tienda ¡uy perdón! La culpa es de nosotros y NADIE está capacitado para resolver la situación (además de que niegan que estén en “zona de desastre”) en verdad, se saca lo peor de este tercer mundo con esta compañía trasnacional.

Walmart, has perdido un cliente de por vida, para ti y todas tus cadenas comerciales, porque además, estoy seguro que somos cientos los que aquejamos tu falta de tacto hacia el cliente, falla fatal en responsabilidad social, ahhh pero nosotros sí tenemos que darles por su lado ¿verdad?

Curioso que la película Alejandra Márquez Abella Las niñas bien, basada en el libro de Guadalupe Loaeza, reflejaba a una alta sociedad que se creía intocable en los años 80, que nunca nada les iba a suceder, y que la devaluación del peso a causa del priismo rampante, era un tema insignificante.

Ahora todo México parece vivir las consecuencias, en una constante indefensión, que además nadie sabe como mitigar, porque ya tenemos el problema encima, no nos queda más que aguantar y aprender de los horrores que es este país sin timón.

Hablemos de comida…

Con motivo de la Semana Santa y que hoy jueves santo se dará La última cena, seamos un poco positivos ante el escenario post-apocalíptico y revisemos películas, series y documentales en torno a los alimentos.

Burnt (o conocida en español con el desatinado título Una buena receta) es una cinta del 2015, protagonizada por Bradley Cooper, como el ambicioso chef Adam Jones, ex drogadicto, ex satiriaco, que busca ascender nuevamente a la fama, después de recuperar sobriedad y control en sí mismo; el largometraje es una experiencia visual, que invita a abrir el apetito, pero sobretodo a cocinar de manera inventiva, la producción está disponible en Amazon Prime Video.

Siguiendo este apartado de alta cocina, y que vendría excelentemente bien en casa, está la serie documental Chef’s Table en Netflix, que da repaso a los mejores chefs internacionales, e incluso en México, para conocer sus inspiraciones más personales en el mundo de la gastronomía, varios terminarán salivando, así que se recomienda tener ingredientes a la mano, para ponerse a cocinar al instante.

Y por último, en 2004 Morgan Spurlock se retó a sí mismo durante 30 días a realizar sus tres comidas, con una dieta única y exclusivamente proveniente de McDonald’s, el resultado fue el documental Super size me, que llegó a ser nominado al Oscar, ya que hace una severa crítica a la falta de información por consumo de comida rápida, en uno de los países de mayor obesidad en el mundo, evidentemente Estados Unidos; para todos aquellos que se la pasan pidiendo sus comidas en Rappi, Uber Eats y otras apps, y consideren una buena alimentación. La película está disponible en Prime.

Les dejo un bonus especial, Jesus Christ Vampire Hunter (2001), filme de Clase B, que como su título lo dice, llega el hijo pródigo desde el cielo, en un presente aberrante, a cazar vampiros, el largometraje es hilarante por completo, este se encuentra disponible de manera apócrifa en internet, así que quien tenga el link ¡rolelo!


* Esta opinión no refleja la del periódico

Notas relacionadas

May 28, 2020
Lectura 5 min

CELULOIDE

Celuloide: Apocalipsis ahora, Vol-XI

Hidalgo Neira


May 28, 2020 Lectura 5 min

May 21, 2020
Lectura 6 min

CELULOIDE

Celuloide: Apocalipsis ahora, Vol-X

Hidalgo Neira


May 21, 2020 Lectura 6 min

May 15, 2020
Lectura 4 min

CELULOIDE

Celuloide: Apocalipsis ahora, Vol-IX

Hidalgo Neira


May 15, 2020 Lectura 4 min

Abr 30, 2020
Lectura 6 min

CELULOIDE

Celuloide: Apocalipsis ahora, Vol-VII

Hidalgo Neira


Abr 30, 2020 Lectura 6 min

Comentarios