Tras la muerte de la reina Isabel II de Gran Bretaña, fue puesto en marcha el protocolo “London Bridge” o “Puente de Londres”, que prevé los pasos a seguir ante la muerte de la monarca, sin embargo, a este se sumará la operación Unicorn, debido a que el deceso ocurrió en Escocia.

Isabel II se encontraba en su residencia de verano, el castillo Balmoral en Escocia, cuando ocurrió su muerte, por lo que el protocolo previsto deberá variar al haber fallecido en este territorio.

Mientras la operación “London Bridge” toma en cuenta los pasos a seguir en caso de que la muerte de la monarca se produjera en la capital del país o incluso en el extranjero, Unicorn marca lo que ocurrirá ahora que el deceso se produjo en Escocia.

Te sugerimos: “El Puente de Londres ha caído”, así es el protocolo que seguirá Reino Unido si muere Isabel II

Unicorn se trata de un protocolo previo hasta que el féretro de Isabel II llegue a Londres, donde se llevarán a cabo las exequias.

¿Cómo es la operación Unicorn, que prevé la muerte de Isabel II en Escocia?

“Operation Unicorn” es el nombre clave que recibe el protocolo que será aplicado ahora que la reina falleció en el castillo de Balmoral, ubicado en Escocia.

Previo a que la noticia se diera a conocer, las sesiones parlamentarias en Westminster, el Parlamento escocés, el Senado galés y la Asamblea de Irlanda del Norte, fueron suspendidas.

Tras confirmar la muerte de la monarca y terminar con los trámites y las despedidas familiares, el féretro de Isabel II será trasladado de Balmoral al Palacio Holyrood en Edimburgo, capital de Escocia.

Al día siguiente de la muerte, se celebrará una misa en la catedral de St. Giles, para llevar el féretro a Londres en tren.

Aunque en la operación Unicornio estaba previsto que se usara para este efecto el Royal Train, debido a que este se mantiene en desuso, se podría utilizar un tren ordinario.

En 1952, cuando el rey Jorge VI murió en Sandringham, fue usado el Royal Train para transportar el cuerpo.

Después de nueve días del fallecimiento de Isabel II, se celebrará un funeral en la Abadía de Westminster, escenario de bodas reales y otros funerales como el de la Reina Madre, Isabel Bowes-Lyon, madre de la fallecida monarca.

El día del funeral oficial, tal y como prevé el protocolo Puente de Londres, todo tipo de establecimientos, así como oficinas gubernamentales e inclusive los parques públicos, cerrarán.

Tras un minuto de silencio nacional, el ataúd con el cuerpo de la reina será llevado de la capilla de San Jorge al Palacio de Windsor, en donde reposan los restos de sus padres, hermana y esposo.