¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
imagen principal

POLíTICA

Para que se queden en casa, Bolsonaro dará salario mensual a trabajadores informales

Indigo Staff

Jair Bolsonaro rechazó la medida que pedía que mes con mes se revisara que los beneficiarios cumplieran con los requisitos


Abr 1, 2020
Lectura 3 min
portada post

El presidente Jair Bolsonaro aprobó hoy la ley que establece la entrega de un apoyo mensual de 600 reales (alrededor de 115 dólares) para 54 millones de trabajadores informales, con la finalidad de paliar los efectos económicos de la crisis del COVID-19, así como ayudar a quienes no pueden quedarse en casa.

De acuerdo con el mandatario, para costear este programa de apoyo económico, se realizó una inversión de 98 mil millones de reales (más de 18 mil 600 millones de dólares). Aunque ya fue publicado en el Diario Oficial de la Unión, el gobierno aún no anuncia el inicio de los pagos.

Inicialmente, se había informado que los trabajadores sin ingresos fijos recibirían 200 reales; sin embargo, el Senado, con aprobación del Ejecutivo, aprobaron el aumento del apoyo hasta por tres meses; sin embargo, éste no puede acumularse con otros programas que el gobierno entrega a este sector de la población.

Onyx Lorenzoni, ministro de Ciudadanía, detalló que los trabajadores informales que formen parte del padrón de programas sociales como Bolsa Familia o Registro Único serán los primeros en recibir los 600 reales, pero dejarán de recibir cualquier otro estímulo económico, el cual volverán a percibir una vez pasados los tres meses.

La cadena de televisión Globo destacó que la ley aprobada por Bolsonaro hoy tuvo tres vetos importantes, los cuales fueron impulsados principalmente por los ministros de Economía y Ciudadanía, aunque el Congreso será quien determine si anulan definitivamente o se restablecen en el texto.

El primero de ellos es referente a la expansión del Beneficio de Pago Continúo (garantiza un salario mínimo mensual para personas con discapacidad y mayores de 65 años), pues el gobierno federal arguyó que tendría un impacto de 20 mil millones de reales al año.

Asimismo, el Ejecutivo brasileño rechazó la medida que pedía que mes con mes se revisara que los beneficiarios cumplieran con los requisitos, pues “es preferible concentrar los esfuerzos y costos operativos en nuevas medidas para frenar al COVID-19”.

Bolsonaro también decidió vetar una regla que restringía el tipo de cuenta bancaria donde se podía depositar la ayuda.

Te puede interesar: Bolsonaro se arrepiente con decreto para empresas de no pagar sueldos


Notas relacionadas

Jun 3, 2020
Lectura 3 min

Jun 3, 2020
Lectura 3 min

Jun 3, 2020
Lectura 4 min

Comentarios