¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
imagen principal

Salud

Panorama sombrío en la India ante Covid-19

Viviana Bran

Las medidas que está tomando el gobierno hindú para frenar el coronavirus podrían ser insuficientes y tardías ante el número de habitantes con los que cuenta


Mar 31, 2020
Lectura 6 min
portada post

Uno de los paises con más riesgo de contagio por coronavirus (Covid-19), es la India, la segunda nación más poblada del mundo después de China, al contar con más de mil 300 millones de habitantes, de acuerdo con el Banco Mundial (BM).

En este país, el primer caso de Covid-19 se detectó el pasado 30 de enero, y desde esa fecha hasta el 31 de marzo, sumó mil 251 contagios y 32 muertes, revela el Centro de Ciencia en Ingeniería de Sistemas (CSSE) de la Universidad Johns Hopkins (JHU).

El número de casos por coronavirus que hasta el momento registra la India, generó dudas a nivel mundial, debido a que las cifras no están acorde a la densidad poblacional ni al ritmo de contagio habitual que presenta este virus.

La nación india es una de las que realiza menos pruebas de detección para el Covid-19, hasta el 22 de marzo se llevaron a cabo 19 mil 974, de acuerdo con la información del Consejo de Investigación Médica de India (ICMR, por sus siglas en inglés).

Sin embargo, los laboratorios operativos de este país tienen la capacidad de realizar cerca de 800 muestras diarias, de las cuales solo se diagnostican 90.

Para evitar que la curva de contagios se eleve en las próximas dos semanas, en territorio hindú se debieron implementar cerca de 180 mil pruebas desde el momento en que se dio a conocer el primer caso, de acuerdo con la plataforma informativa Associated Press (AP).

Al no haber control sobre las personas infectadas por coronavirus se corre el riesgo de que aumenten los casos asintomáticos y la pandemia pueda ser incontrolable en una región que alberga a millones de habitantes.

A pesar de la amenaza que el Covid-19 representa, el 9 y 10 de marzo, en la India se celebró el tradicional Holi, un festival que reunió a miles de personas de todo el mundo para recibir a la primavera, por lo que nuevos contagios podrían manifestarse en los próximos días.

Asimismo, la alarma está latente en miles de pobladores, luego de que se anunciara la muerte por coronavirus del gurú de 70 años, Baldev Singh, quien después de viajar a Italia, epicentro europeo de la pandemia, predicó su tradición en 15 pueblos del estado indio antes de fallecer.

Alitzel Verspecht Guerrero, Internacionalista por el Colegio de México (Colmex), asegura que si la India no logra controlar a tiempo el brote, los problemas recaerán en su sistema de salud, el cual en este momento se encuentra débil, al no contar con la infraestructura ni los insumos sanitarios para atender a más pacientes si la curva de contagios se eleva.

Además, comenta que uno de los mayores retos del gobierno hindú es conseguir que el 90 por ciento de las personas que trabajan en el sector informal, de acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), acaten la cuarentena, ya que muchos de ellos no pueden hacerlo porque dependen de las ganancias que tienen al día.

“El gobierno está consciente de que no tiene la infraestructura porque no ha invertido en el sistema de salud. Aunque en este momento, hace un esfuerzo por nacionalizar los hospitales privados, puede que no sean suficientes para atender todos los casos que se presenten en los próximos días”, detalla la experta en Asia.

¿Actuación tardía?

Ante la ola de críticas que recibió por no actuar a tiempo, el presidente de la India, Ram Nath Kovind reivindicó sus decisiones y cerró las fronteras, prohibió el transporte público y exigió la cuarentena, en un intento por disminuir la curva de contagios.

Este es un paso esencial en esta decisiva batalla contra la pandemia del coronavirus. Para los expertos en salud, un mínimo de 21 días es crucial para romper el ciclo de infección. Si estos días no se respetan, el país y su familia volverán 21 años atrás.

- Ram Nath Kovind

A pesar de las indicaciones dadas por el gobierno de Ram Nath Kovind, las personas aún salen a las calles, ya sea para buscar alimentos o conseguir dinero, pero antes de cumplir su objetivo son detenidos por la policía india.

Algunos medios informativos de la región aseguran que algunos habitantes han sido golpeados y regresados a sus hogares con violencia.

En la mayoría de los casos, la justificación de los policías por el uso de la violencia, radica en que sí los ciudadanos no acatan las nuevas reglas, crecerá el número de infectados y no se tendrán los insumos para atenderlos.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en los hospitales de la India existen solo ocho camillas con respiradores por cada millón de habitantes.

La Internacionalista, Alitzel Verspecht Guerrero, insiste en que es muy probable que al haber este tipo de desigualdad, las personas estén más expuestas a ser contagiadas, porque siguen saliendo y si no lo hacen se enfrentarán a problemas de alimentación, agua y salud.

Además, hace hincapié en que los apoyos que el gobierno hindú otorgará, serán para las personas que se queden sin trabajo, pero no se está tomando en cuenta que casi 90 por ciento de las personas viven del sector informal.

“Aún es muy pronto para determinar cuál será el próximo panorama para la india, sin embargo si no se acatan las medidas ejemplo de otros países les será imposible frenar el contagio. Otro de los riesgos que queda es que el 23 de abril se celebrará el Ramadán, una festividad de los musulmanes, quienes podrían salir a las calles y exponerse entre ellos”, explica Verspecht Guerrero.

Lee: América Latina después de la pandemia


Notas relacionadas

Jun 5, 2020
Lectura 2 min

Jun 5, 2020
Lectura 2 min

Comentarios