Reporte Indigo

Ni la ONU se salva; empleadas denuncian violencia sexual en la organización

Los resultados de una votación aparecen en pantallas en la Asamblea General de las Naciones Unidas, el jueves 21 de dicembre del 2017. La Asamblea votó 128-9, con 35 abstenciones, en favor de una resolución no vinculante que declara "nulo e inválido" el reconocimiento por el presidente estadounidense Donald Trump de Jerusalén como capital de Israel. (Manuel Elias/Naciones Unidas vía AP)

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha permitido el incremento de incidentes de acoso y violencia sexual contra sus empleadas en oficinas de todo el mundo, lo que ha generado un clima de impunidad, aseguró este jueves el periódico The Guardian.

El diario británico realizó decenas de entrevistas a empleadas y ex trabajadoras de la ONU, las cuales denunciaron la existencia de una “cultura del silencio” al interior de la organización que, incluso, le ha costado el puesto a varias mujeres.

La investigación señala que 15 de las entrevistas, quienes hablaron en condición de anonimato por las reglas de la ONU y el miedo a represalias, aseguraron haber experimentado o denunciado incidentes de abuso sexual, desde acoso verbal hasta violaciones.

The Guardian indica que siete de esas mujeres denunciaron formalmente haber sido víctimas de alguna clase de violencia sexual. Sin embargo, empleados de la ONU señalaron que rara vez las víctimas utilizan la vía de la denuncia por temor a perder el trabajo.


“Si denuncias, tu carrera prácticamente se acaba, especialmente si eres asesor”, declaró una de las entrevistadas, la cual confesó haber sufrido acoso de un supervisor de la organización mientras trabajaba para el Programa Mundial de Alimento.

Además, cuatro de las entrevistadas dijeron que no se les dio la asistencia médica y el asesoramiento adecuado por parte de la ONU cuando denunciaron haber sido víctimas.

Una mujer que perdió su trabajo aseguró que vio a tres ginecólogos externos en las 24 horas después de una agresión, pues el equipo médico de la ONU carecía de la experiencia necesaria para hacer frente a estos casos.

La ONU recalcó que mantiene una política de “cero tolerancia” sobre el acoso sexual dentro de la organización, sin embargo, señaló que “desafortunadamente” puede verse afectada como cualquier otra entidad pública o privada.


“Casi dese que asumió su puesto, el secretario general de la ONU (Antonio Guterres) ha dado prioridad a combatir el acoso sexual y abrazar una tolerancia cero”, señaló organismo internacional, tras la divulgación de la investigación de The Guardian.

Exit mobile version