Luego de las recientes acusaciones en contra de la consultora Cambridge Analytica por aparentemente robar datos personales de medio millón de estadounidenses que cuentan con un perfil de Facebook, Mark Zuckerberg, creador de la red social más popular del mundo, se ha visto afectado, ya que existen sospechas que su sitio no cuenta con los protocolos necesarios para proteger la privacidad de las personas que usan su sitio web.

Una fuerte caída en la bolsa y la intención del Senado estadounidense para llevar a Zuckerberg a declarar, son solo algunas de las consecuencias que Cambridge Analytica le está trayendo a Facebook y su creador, uno de los jóvenes más influyentes de los últimos años.

De acuerdo con las primeras indagatorias, la consultora Cambridge Analytica usó esos datos para tener información relevante que ayudara a fortalecer la campaña de Donald Trump, quien ganó la presidencia en el 2016.

Ante esto, Zuckerberg decidió romper el silencio este miércoles 21 de marzo y utilizó su propio perfil de Facebook para ofrecer una explicación sobre cómo fue que la consultora vulneró la seguridad de la red social y obtuvo información personal de sus usuarios.

“Tenemos la responsabilidad de proteger sus datos, y si no podemos entonces no merecemos servirles”, afirmó Zuckerberg en el texto, escrito a manera de cronología, para aclarar la relación entre Facebook y Cambridge Analytica. “He estado trabajando para entender exactamente lo que pasó y cómo asegurarme de que esto no vuelva a suceder”.

De acuerdo con sus palabras, en 2013 un investigador de la universidad de Cambridge, llamado Aleksandr Kogan, creó una aplicación de prueba de personalidad, la cual fue instalado por alrededor de 300 mil personas que compartieron sus datos, así como algunos de los datos de sus amigos. Dada la forma en que Facebook trabajaba en ese momento, eso significaba que Kogan era capaz de acceder a decenas de millones de los datos.

“En 2015, nos enteramos gracias a The Guardian que Kogan había compartido datos de su aplicación con Cambridge Analytica. Esto va en contra de nuestras políticas para que los desarrolladores compartan datos sin el consentimiento de la gente, por lo que inmediatamente hemos prohibido la aplicación de Kogan desde nuestra plataforma, y les exigimos que certificaran formalmente que habían eliminado todos los datos indebidamente adquiridos. Ellos proporcionaron estas certificaciones”.

Zuckerberg admitió que, de acuerdo con lo publicado por diversos medios de comunicación, Cambridge Analytica puede no haber borrado los datos como habían certificado. “Inmediatamente les hemos prohibido usar cualquiera de nuestros servicios”, explicó el creador de Facebook.

“Cambridge Analytica afirma que ya han borrado los datos y ha accedido a una auditoría forense por una empresa que contratamos para confirmar esto. También estamos trabajando con los reguladores mientras investigan lo que pasó”.

Lo que sigue

Zuckerberg comunicó que ya trabajen en tres acciones concretas para evitar que un caso similar se vuelva a repetir. En primer lugar, dijo, van a investigar todas las aplicaciones que tuvieron acceso a grandes cantidades de información antes de cambiar nuestra plataforma para reducir drásticamente el acceso a los datos y realizarán una auditoría completa de cualquier aplicación con actividad sospechosa.

Explicó que también van a restringir el acceso a los datos de los desarrolladores, aún más, para prevenir otros tipos de abuso.

Finalmente, “queremos asegurarnos de que entiendes las aplicaciones que has permitido acceder a tus datos. En el próximo mes, vamos a mostrar a todo el mundo una herramienta en la parte superior de tu sección de noticias con las aplicaciones que has usado y una manera fácil de revocar los permisos de esas aplicaciones a tus datos”.