¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
imagen principal

Jerusalén, la capital santa

Mariana Recamier

Creyentes visitan la capital de Israel durante esta época y reviven los pasajes más importantes de la historia de Jesús. Cada vez más turistas acuden a la Tierra Sagrada en Semana Santa, entre ellos más de 36 mil mexicanos


Abr 17, 2019
Lectura 5 min
portada post

Los católicos conmemoran esta semana su celebración más emblemática: la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo. El lugar más significativo durante estas fechas es Jerusalén porque se considera la sede principal del cristianismo en Semana Santa.

La capital de Israel es una ciudad en la que millones de creyentes se dan cita durante esta época y reviven los pasajes más importantes de la vida de Jesús. También visitan el lugar más importante para el cristianismo: la iglesia del Santo Sepulcro, el punto exacto donde se produjo la Crucifixión, sepultura y Resurrección de Cristo, de acuerdo con la Biblia.

Jerusalén comienza a llenarse de turistas cristianos a medida que se acerca la Semana Santa y la Pascua. Desde el Domingo de Ramos hasta el lunes siguiente hay muchas actividades en torno a las creencias católicas, protestantes y ortodoxas.

“Jerusalén es la ciudad más importante del catolicismo junto con Roma porque ahí están varios lugares sagrados de las religiones cristianas en general, tanto como para católicos, protestantes, ortodoxos… También es una ciudad sagrada para judíos y musulmanes”, comenta el internacionalista Mauricio Rodríguez.

El egresado del Colegio de México con investigaciones sobre la Santa Sede explica que la visita a esta ciudad considerada Tierra Santa se inscribe en la tradición religiosa de las peregrinaciones, es decir, existe un ánimo de viajar a los lugares sagrados como una muestra de la fe que tiene el creyente cristiano

En este sentido, la mayoría de visitantes son cristianos. En 2018, el 61 por ciento de los turistas pertenecían a las distintas vertientes cristianas, el 22 por ciento eran judíos, 12.1 no eran creyentes, 1.8 por ciento musulmanes, 0.6 por ciento budistas, 0.5 hindúes y 0.1 bahaís. Un 1.7 por ciento pertenecía a otros credos, de acuerdo con la firma de investigación de mercado internacional EuroMonitor.

Las visitas de creyentes y no creyentes es una constante en todo Israel. En 2018, más de 4.1 millones de turistas llegaron al país de Oriente Medio, lo que representó un récord histórico para la nación porque hubo un aumento de un 14 por ciento respecto al año anterior, según reportó la Oficina Central de Estadísticas israelí.

Durante el primer trimestre de 2019, el turismo siguió aumentando de forma considerable e incluso superó las cifras récord del año anterior. Más de 1.1 millones de turistas llegaron desde el extranjero a Israel durante los primeros tres meses de este año. Esto representa un aumento del 14 por ciento en comparación con el mismo período durante el 2018.

Además, cada vez más mexicanos se interesan en el turismo que ofrece Israel. Tan sólo en 2018, 36 mil 500 mexicanos viajaron más de 12 mil 400 kilómetros desde México hacia Tierra Santa.

Dicha cifra representó un crecimiento de 27 por ciento con respecto a 2017, y de acuerdo con personal del Ministerio de Turismo de Israel, se prevé que dicha cifra aumente porque el país cada vez es más importante para los mexicanos por su carga espiritual.

Rituales santos

Jerusalén es importante para los cristianos porque es el lugar en que Jesús vivió su muerte y resurrección, de acuerdo con la Biblia. La conmemoración de estos momentos religiosos comenzó el pasado 14 de abril con la Procesión del Domingo de Ramos en el Monte de los Olivos.

Con palmas y ramas de olivo, los peregrinos acudieron al lugar donde Jesús realizaba sus oraciones en la Ciudad Antigua de Jerusalén. Unas 15 mil personas participaron en la procesión, según la policía israelí.

La peregrinación pasó por el Monte de los Olivos hasta el Jardín de Getsemaní —donde según la Biblia Jesús fue traicionado—, y finalmente cruzó las callejuelas de la Ciudad Antigua.

Luego de la procesión de las palmas y la bendición de las mismas por parte del sacerdote, se dio paso a la lectura de la palabra que evoca el inicio de esta fecha litúrgica.

El próximo evento importante de la Semana Santa en Jerusalén es el Jueves Santo el 18 de abril. En esta fecha se representa el momento en el que Jesús lavó los pies de sus discípulos con una peregrinación desde la Iglesia de San Salvador hasta el Cenáculo, seguido por el servicio con el lavado de los pies.

Un día después se recuerda la crucifixión y muerte de Jesús de Nazaret en la Iglesia del Santo Sepulcro. Luego se realiza una procesión funeraria en el mismo templo.

El Sábado Santo por la noche es la ceremonia del Fuego Sagrado. Miles esperan la iluminación milagrosa de la vela del Patriarca desde el interior de la tumba. Se trata de un día de luto y silencio, no hay celebración eucarística. El domingo se conmemora la resurreción de Jesús y se realizan misas durante todo el día.

El aumento de las visitas a Jerusalén y la práctica de diversos rituales representan la importancia de la Tierra Santa en la actualidad

Comentarios