Un tribunal en Turquía condenó ayer a una ex reina de belleza por insultar al presidente Recep Tayyip Erdogan en las redes sociales y le dio una sentencia suspendida de 14 meses, en medio de profundas preocupaciones de que el país se tambalea hacia una forma de gobierno cada vez más autoritaria.

El tribunal en Estambul encontró culpable a Merve Buyuksarac, de 27 años, de insultar a un funcionario público, pero de inmediato suspendió la sentencia bajo la condición de que no vuelva a cometer ofensas en los próximos cinco años.

Su abogado, Emre Telci, dijo que presentará una objeción formal al veredicto y apelará su caso en el Tribunal de Justicia Europeo, en Estrasburgo, Francia.

Buyuksarac, quien fue coronada Miss Turquía en 2006, estuvo detenida brevemente el año pasado por compartir un poema satírico en su cuenta de Instagram en 2014. Los fiscales consideraron que era insultante para Erdogan, quien todavía era el primer ministro en ese momento. Ella negó haberlo insultado.

Desde que se convirtió en presidente en 2014, Erdogan ha presentado casi 2 mil acusaciones de difamación conforme a una ley poco usada en el pasado que prohíbe insultar al Presidente. Los defensores de la libre expresión dicen que la ley está siendo utilizada de manera agresiva para silenciar e intimidar a los críticos. (AP)