Afortunadamente no se registraron pérdidas humanas, aunque sí millonarias. 

Un cohete no tripulado que se dirigía a la Estación Espacial Internacional (EEI) estalló ayer poco después de despegar de un centro de lanzamiento de la NASA en Virginia, Estados Unidos.

La explosión del cohete Antares se registró a las 18:22 horas locales, seis segundos después de despegar. Imágenes transmitidas por el canal de la NASA en Internet mostraron al aparato envuelto en llamas sobre la plataforma de lanzamiento.

En su cuenta de Twitter, la agencia espacial informó que fue activado un plan de contingencia en la base Wallops Island y que está siendo recopilada toda la información sobre el accidente, a fin de presentarla más tarde en una conferencia de prensa.

Aclaró también que no se reportan víctimas a causa del estallido y señaló que se evalúan los daños materiales ocasionados por la destrucción del aparato, el cual transportaba casi tres toneladas de materiales y experimentos a la EEI. 

(Fuente: Notimex)